Prigioni fue presentado en Real Madrid

Prigioni fue presentado en Real Madrid
El nuevo base del Real Madrid, el argentino Pablo Prigioni, afirmó durante su presentación como jugador que militar en el club blanco le aportará "el plus" que le faltaba en su anterior conjunto, el TAU Vitoria, ahora Caja Laboral.
"Vengo de un equipo que ha disputado cuatro 'final four' seguidas, pero allí nos faltaba ese plus que te dan los equipos grandes", explicó Prigioni, que compareció ante los medios acompañado por Antonio Maceiras, director de la sección de baloncesto del Real Madrid, y Jorge Valdano, director general de la entidad.

Maceiras aseguró que Prigioni es el mejor base que juega en Europa, mientras que Valdano lo definió entre risas como "una aspiración del cuerpo técnico del Madrid que se ha hecho esperar durante todo el verano".

El fichaje de Prigioni por el Real Madrid se produjo tras un acuerdo con el Caja Laboral, al que fue traspasado el estadounidense Brad Oleson. El argentino permanecerá en el conjunto blanco durante las dos próximas temporadas, con la opción unilateral del club de ampliar su permanencia una más.

El jugador reconoció que la operación fue difícil, puesto que aún le quedaba un año de contrato con el Caja Laboral, pero aclaró que, si su fichaje se hizo rogar "no fue en absoluto" por él mismo, ya que, según precisó, aunque no tenía "nada premeditado" para salir de Vitoria, pocos equipos le ofrecieron un proyecto "tan interesante como el del Real Madrid".

"Nunca temí que el acuerdo no fructificara", agregó Prigioni, que manifestó que fue "muy claro" respecto a sus intenciones con el presidente del Caja Laboral, Josean Querejeta.

Prigioni se declaró "feliz" de encontrarse en el Madrid, al que agradece "el esfuerzo realizado durante estos meses", pero recordó que "ahora llega lo más difícil, que es trabajar y obtener resultados".

"A mí me toca seguir con lo que vengo haciendo, que es el liderazgo dentro de la pista", anunció Prigioni, que se definió como un "entrenador dentro de la cancha", que quiere "que el equipo juegue bien" y garantizó a la afición blanca "trabajo, ilusión y, sobre todo, deseo de ganar".

"No digo que vayamos a ganar la Euroliga, pero debemos imponernos aspiraciones, y que sean aspiraciones importantes", proclamó.

De su estado físico, Prigioni, de 32 años, dijo que no ve "ninguna razón" por la cual jugadores de su edad que se encuentren bien bajen el nivel.

En cuanto a un hipotético duelo con Ricky Rubio, recientemente fichado por el Barcelona, Prigioni comentó que nunca sale a la pista a "competir con nadie", ya que, según su perspectiva, "así seguro que sale mal".

El Barça, a su juicio, "ha resuelto bien" la operación realizada con Ricky Rubio, y ha logrado compensar la marcha de piezas fundamentales como el brasileño Anderson Varejao, actualmente en Estados Unidos con Cleveland.

El base argentino confesó que, por encontrarse de viaje, todavía no pudo ver jugar a España en el Eurobasket, pero afirmó que, pese a las críticas que ha escuchado sobre el juego de los chicos de Sergio Scariolo, está convencido de que la selección "sigue siendo un candidato firme a ganar en Polonia y subirá".

Comentá la nota