La Prevención Urbana sólo se sostendrá con una tasa municipal.

La Prevención Urbana sólo se sostendrá con una tasa municipal.
El titular del Departamento de Prevención Urbana, Claudio Henricot, explicó a EL DEBATE que "quien piensa en recibir un servicio, debe también pensar en cómo se solventa", al referirse a la necesidad de financiar el sistema implementado. Señaló que en los 15 días que llevan trabajando se han logrado objetivos de importancia.
El titular del recientemente creado Departamento de Prevención Urbana (DPU) de la Municipalidad de Zárate, Claudio Henricot, sostuvo que "con poco vamos a tratar de hacer mucho" en referencia a la falta de presupuesto para sostener un servicio de este tipo por parte de la comuna, aunque en momentos que la sensación de inseguridad en el distrito sigue acrecentándose, más aún luego del horrendo crimen del joven Juan Cruz Marques.

Frente a estos acontecimientos Henricot explicó que "esta es una fuerza de paz, que pretende intervenir antes de que sucedan los conflictos graves, podemos aportar mucho y lo estamos haciendo".

Añadió que "en estos quince días de actuación y con acciones a media máquina debido a que no estamos con la capacidad a pleno, ya hemos intervenido en conflictos de tipo vecinal, hemos acompañado a personal policial a la Oficina de Tránsito y con buen desempeño, también hemos colaborado con vecinos que tras llamar al 911 (el número de emergencia policial) no habían obtenido respuestas y nosotros pudimos hacerles llegar un patrullero policial que llegó con la premura del caso".

Para comunicarse con la DPU, el número es 442288.

Al ser consultado Henricot, acerca de qué tipo de personal lo compone destacó que "es personal con edad promedio de 50 años que han pasado por alguna fuerza de seguridad".

Indicó que es personal retirado proveniente de la Prefectura, Policía Federal, Ejército Argentino, Armada Argentina, Gendarmería y civiles que actúan en la sala de control.

Sobre la portación de armas, el titular de la DPU, dijo que "ellos por lo general están armados ya que tienen permiso de portación de armas de fuego, pero de todos modos nosotros no se lo exigimos".

En el caso de utilizar el arma, Henricot dijo que "es de responsabilidad personal, ya que la municipalidad no se lo exige. Este personal se siente más seguro portándola y es gente preparada para este tipo de situaciones. Consideran además, que como tienen que recorrer algunos barrios difíciles a altas horas de la madrugada, es conveniente para ellos hacerlo armados. De todos modos –remarcó- lo que importa es la tarea que cumplen".

Sin embargo y debido al crimen reciente del joven Marques en manos de un policía bonaerense, Henricot prefirió aclarar que "en esos casos la responsabilidad es del policía hay una responsabilidad civil, en este caso estaba desquiciado y borracho con un arma en la cintura. Por eso planteo que la población civil no tiene necesidad de portar armas ya que muchas veces eso va en desmedro de su propia seguridad".

Acerca del uso de armas no letales, Henricot dijo que "el personal, también está utilizando gas pimienta, que es un elemento que sirve para inmovilizar a una persona que se resiste o está descontrolada. Esto permite evitar que se llegue a los golpes o empujones".

Acerca de la falta de presupuesto en materia de seguridad, dijo que "venimos haciendo mucho con muy poco, hasta mayo ya teníamos la sala de situación, la compra de los vehículos, contratamos el servicio de GPS y todo con un exiguo presupuesto. Ahorrando en muchas cosas, a partir del plan de Seguridad Nacional y la llegada de un dinero desde el Ministerio de Seguridad Interior pudimos hacer la segunda etapa que consistió en el blindaje de las camionetas, adquisición de más personal y la puesta en marcha de la compra de las cámaras, por lo que este año estaría cubierta la inversión".

Sin embargo, destacó que "el año que viene debemos pensar en cómo mantener el servicio y para ello necesitaremos contar con una tasa para la seguridad, por lo que si alguien piensa en contar con mayor seguridad en la ciudad, también debe pensar en cómo se solventará el servicio".

Nosotros planteamos a través de los concejales una tasa que no excedía los 6 pesos y algunos vecinos quedaban exentos. La tasa es una necesidad y seguiremos insistiendo", dijo.

El servicio actualmente cuenta con cuatro móviles y una dotación de 25 personas y se aspira a lograr la tenencia de ocho móviles y un plantel que llegue a las 40 personas y capacidad extra en equipamiento.

Respecto a si han existido rispideces con fuerzas tradicionales como la policía bonaerense, Henricot explicó que "si bien he sabido que en algunos distritos sí hubo inconvenientes, esto no ha ocurrido en Zárate. Desde el Ejecutivo hemos tratado de llevar esto de la forma más idónea posible, reconociéndole a la policía, el Foro de Seguridad y otras instituciones, los temas de su incumbencia y desde el otro lado hemos recibido, por ejemplo desde la policía, un reconocimiento a nuestra tarea y los jefes policiales no han mostrado signos de malinterpretar nuestra tarea".

Por último, al ser consultado acerca de si se intensificaron las tareas luego del asesinato de Marques, el titular de la DPU, dijo que "en principio se han reforzado los controles en la zona céntrica". Dijo además que "yo personalmente he participado en operativos con personal y de tránsito hasta las 6 de la mañana del jueves, porque algunos comercios nocturnos abren los miércoles. Habrá controles más exigentes el fin de semana, pero también habrá que reordenar la vida nocturna y eso será materia de distintos sectores de la comunidad y el Concejo Deliberante".

Finalmente y referido al caso Marques, opinó que "el caso de la muerte de Juan Cruz, se dio en condiciones difíciles de prever, pero hay responsabilidad por parte de aquellas personas que armaron a otra persona que no estaba en condiciones de estarlo. El personal policial está sometido a un estrés muy grande y salarios exiguos por lo que tienen que tener mucho equilibrio para desarrollar las tareas que realizan", concluyó.

Comentá la nota