Presupuesto municipal 2010, ajustado a la crisis

El titular de Hacienda del Municipio de Ushuaia, Gustavo Zamora, dijo que el presupuesto de 270 millones de pesos para 2010 prevé la necesidad de financiamiento de algunos fondos nacionales, que serían destinados puntualmente a obras públicas, junto a algunos fondos de afectación específica, como el proveniente del Fondo de la Soja, o los remanentes de la ley 766. Además subrayó que propone un importante ajuste en el área de gastos corrientes.

El titular de Hacienda del Municipio de Ushuaia, Gustavo Zamora, dijo que el presupuesto de 270 millones de pesos para 2010 prevé la necesidad de financiamiento de algunos fondos nacionales, que serían destinados puntualmente a obras públicas, junto a algunos fondos de afectación específica, como el proveniente del Fondo de la Soja, o los remanentes de la ley 766. Además subrayó que propone un importante ajuste en el área de gastos corrientes.

El secretario de Hacienda de la Municipalidad de Ushuaia, Gustavo Zamora, aseguró que el proyecto de presupuesto municipal 2010 presentado en el Concejo Deliberante está "ajustado a lo que se prevé que a pasar el próximo año, sobre todo en lo que se refiere a los recursos que ingresan a la Provincia".

El citado funcionario comunal remarcó que se vaticina "una disminución en los recursos de coparticipación, que obviamente es el más importante que tiene Tierra del Fuego y los Municipios en materia de ingresos".

El proyecto, que fue ingresado el mismo día de la presentación pública que hizo el intendente Federico Sciurano (martes), contempla "la utilización de algunas herramientas que van a cubrir la realización de algunas acciones tendientes a cubrir los objetivos de algunas secretarías, como por ejemplo la de Obras Públicas, para que pueda mantener un plan de acción acorde a lo que se ha planificado para ese año".

Con necesidad de financiamiento

Zamora ratificó que el monto del presupuesto 2010 "ronda los 270 millones de pesos", pero subrayó "la necesidad de financiamiento de algunos fondos nacionales, que serían destinados puntualmente a obras públicas, junto a algunos fondos de afectación específica, como por ejemplo el proveniente del Fondo de la Soja, o de remanentes de la ley 766, que se aprobó el año pasado y luego se decidió no continuarlo".

El titular del área económica de Ushuaia remarcó que en función del panorama que se perfila a nivel local, "hemos tratado de ajustar los gastos, a lo que se estima que va a ingresar como recursos".

Zamora anotó que "en comparación con lo sucedido este año, más allá de que tampoco fue real porque se había presupuestado ingresos de coparticipación que ascendían a los 186 millones e ingresó una cifra menor, para el 2010 se está hablando de una coparticipación de 164 millones".

Anotó que "ante la baja de un recurso tan importante como el que mencioné, se hace sumamente necesario tomar las previsiones del caso, porque son indicadores muy claros de que vamos a tener un año muy complicado en materia económica".

En cuanto a la recaudación propia, el funcionario capitalino dijo que oscila en "aproximadamente 39 millones", y señaló que la diferencia para llegar al monto total presupuestado "estaría salvada con lo que se prevé que va a ingresar en concepto de venta de los terrenos a subastar, y con parte del cobro de la deuda histórica que mantiene el Gobierno provincial con el Municipio, que se canalizaría a través de la figura del Fondo Fiduciario que la gobernadora Fabiana Ríos está negociando para cancelar esa obligación con las administraciones comunales".

En materia de obra pública, Zamora aseguró que "estamos bien, porque la Municipalidad está trabajando inclusive en el marco de algunos programas como el denominado 'Municipios 2', que era para asfalto; e inclusive hay una variación que no es significativa".

Ajustando los gastos corrientes

En ese sentido dijo que "lo que contemplamos en este presupuesto fue un ajuste importante de los gastos corrientes", y agregó que "también estamos viendo la posibilidad de que parte de los recursos que ingresen del Fondo Fiduciario sea destinado a gastos corrientes, cuyo componente más importante es la masa salarial".

El funcionario anotó que tras el ingreso del proyecto al Concejo Deliberante, "seguramente será girado al despacho de cada uno de los ediles, para que procedan a su análisis; y seguramente luego nos comenzarán a llamar por áreas, para que demos las explicaciones y evacuemos las dudas que tengan los integrantes del Cuerpo deliberativo".

En ese sentido ponderó la "cuantiosa documentación que tenemos de soporte para argumentar el proyecto, apoyándonos en los avances tecnológicos que hoy tenemos, y que nos ayudan bastante". El Secretario de Hacienda alentó esperanzas en que el Concejo Deliberante le dé al Ejecutivo las herramientas "que nos permitan sobrellevar esta crisis que se registra en el Municipio y la Provincia".

Comentá la nota