Presupuesto: hablan del menor aumento en 6 años

En Gobierno dicen que los recursos no crecerán mucho y que ante la crisis se deberá ajustar al máximo el lápiz.
En el Ministerio de Hacienda están dedicados de lleno a la confección del proyecto de presupuesto 2010 y aunque todavía no dan a conocer los números oficiales, fuentes calificadas aseguraron que es muy posible que el incremento de recursos sea el menor desde el año 2005. En los últimos ejercicios los incrementos oscilaron entre el 16 y el 91 por ciento y fue gracias a la reactivación económica tras la debacle de 2001. Pero para el año entrante, con los coletazos de las crisis aún presentes, los encargados de las cuentas pronosticaron una moderación en la curva de crecimiento y en las expectativas de financiamiento nacional.

La idea oficial es mandar el proyecto a mediados de mes, para que sea tratado por los diputados provinciales en la última sesión ordinaria, prevista para el 26 de noviembre. Si no es posible, hay varias alternativas para sacarlo el primer jueves de diciembre: cuarto intermedio hasta ese día, disponer una prórroga en el periódo ordinario o abrir el periódo extraordinario.

En Hacienda dicen que en la elaboración del presupuesto tendrá una fuerte incidencia la crisis económica y financiera que todavía tiene impacto en el país y la provincia. Por eso, aseguraron fuentes, la magnitud del aumento de los recursos no será similar a la de los años de bonanza, cuando la recaudación nacional y la actividad económica tuvieron un ascenso desenfrenado.

Salvo en 2004, que creció un 9 por ciento, la escalada de fondos en la era giojista fue muy considerable y siempre superó el 15 por ciento en relación al ejercicio anterior (Ver Infografía). El récord fue en 2005, pero respondió a un cambio en la metodología para calcular la pauta de gastos y recursos.

La cautela oficial tiene una explicación, que es el principal freno de las expectativas. El aumento nominal de los recursos está fuertemente atado al comportamiento de los fondos nacionales, ya que generalmente representan el 80 por ciento del presupuesto local. Si se tiene en cuenta que la Nación prevé mandar en 2010 un 4,4 por ciento más -2.725 millones- que este año por coparticipación, el crecimiento de los recursos provinciales para el próximo año estaría en el orden de ese porcentaje, explicaron las fuentes. Para que sea superior, la recaudación local -que representa el 20 por ciento restante-, debería tener una suba extraordinaria; y no es este el caso.

La moderación de la pauta presupuestaria es casi una obligación. Porque a todo el razonamiento anterior se suma que este año, crisis mediante, se estima que la coparticipación ni siquiera llegará a lo presupuestado. El cálculo es que gotearán unos 200 millones menos y no se puede descartar que en 2010 también ingrese a la provincia menos de los 2.725 millones previstos.

A partir de las limitaciones nacionales, San Juan se espera que cierre 2009 con sus cuentas justas. Para evitar caer en déficit, como la mayoría de las provincias, tuvo que echar mano a sus ahorros.

Comentá la nota