Presupuesto 2009: “Priorizamos las actividades productivas sobre el juego”, dicen los concejales de la oposición

Los bloques que modificaron el proyecto confeccionado por el Ejecutivo municipal definieron: “Optamos por seguir siendo una ciudad con impronta de trabajo y esfuerzo en lugar del dinero fácil”. Además aseguraron que trataron de evitar que con los fondos públicos se produjera “un festival de subsidios en un año electoral”.
DE LA REDACCION. Los presidentes de los seis bloques de concejales que decidieron modificar el proyecto del presupuesto elaborado por el Ejecutivo municipal y posteriormente aprobarlo con una votación de 11 a 8, emitieron un comunicado con el único objetivo de explicar a la comunidad cómo finalmente quedó confeccionada la herramienta fiscal y cuáles fueron los motivos que llevaron a realizar distintos cambios respecto de la iniciativa elevada por el intendente Gutiérrez.

“Hemos priorizado claramente las actividades productivas sobre el juego de azar”, dice el parte de prensa firmado por Horacio Padula, del Frente para la Victoria; Sergio Bocanera, de la Unión Cívica Radical; Juan José Giamé, del Partido Justicialista; Julio Courtial, del Frente Grande; Macelo Pacífico, de Diálogo Pergaminense y Gabriel Cairat, de Hacer por Buenos Aires.

“Nuestro interés apuntó a fortalecer la cultura del trabajo y el esfuerzo de los pergaminenses”, señala el texto.

Los concejales consideran que “se han suscitado manifestaciones públicas del intendente y sus funcionarios con opiniones vertidas en los medios periodísticos que carecen de precisión y en algunos casos, de veracidad” por lo que afirman como oportuno y un menester “informarles a los ciudadanos sobre el destino cierto asignado a los fondos públicos de nuestra ciudad”.

Protección

Los ediles subrayan en primer lugar haber votado un presupuesto para 2009 “que se incrementa en 21.189.611 pesos respecto al de 2008 –este último fue de 63.014.500 pesos y el recientemente aprobado asciende a 84.204.311-, lo que representa un aumento del 33,62 por ciento de dinero disponible para la Municipalidad durante el presente año. Afirmamos, sin temor a equivocarnos, que se puede gobernar la ciudad perfectamente con este monto”.

Con relación a las tasas municipales, dicen: “Hemos producido reducciones a los aumentos pretendidos por el intendente, Héctor Gutiérrez. Y son las siguientes: en la tasa de Seguridad e Higiene -que afecta directamente al comercio y a la industria-, Gutiérrez pretendía aumentar las alícuotas que se tributan en un 50 por ciento, ya que el comercio paga el 0,30 por ciento y la industria 0,20 por ciento sobre sus ingresos. El jefe comunal quería llevarlas a 0,45 y 0,30 por ciento, respectivamente. Nosotros hemos tomado la concreta decisión de no aumentar esta tasa. Fundamentalmente por la siguientes tres razones: el comercio y la industria son, junto con el campo, los motores principales de la actividad productiva de la ciudad”. Consideran los concejales que “al tributar un porcentaje sobre los ingresos, los aumentos inflacionarios actualizan automáticamente los montos de la contribución” y que “no se pueden cambiar las reglas tributarias a los actores productivos todos los años”.

Otras tasas

Respecto del resto de las tasas, como por ejemplo las de Servicios Sanitarios, Red Vial, Alumbrado Público, Marcas y Señales, “hemos logrado limitar el aumento al 15 por ciento, mientras que el intendente pretendía aumentarlas en un promedio que oscilaba entre el 30 y el 40 por ciento. Y así lo grafican: “En definitiva, con nuestra decisión, hemos producido ahorros en los bolsillos de 60.000 contribuyentes por alrededor de 5.000.000 de pesos, que Héctor Gutiérrez pretendía que pasaran a las arcas del Estado municipal”.

Impuesto al juego

Al aclarar la cuestión sobre el aumento de contribuciones de las actividades no productivas, los titulares de los seis bloques de concejales expresan que “coherente con nuestro criterio de proteger las actividades productivas y la economía familiar, decidimos incrementar las contribuciones de las actividades no productivas”.

Y especificaron que el rubro Servicios de Esparcimiento relacionados con el Juego de Azar -Bingo Pergamino-, que en 2008 contribuía con 10.000 pesos mensuales, desde ahora deberá aportar 70.000 pesos mensuales. Es decir, el 600 por ciento más.

También se aprobaron subas en los impuestos que pagan las entidades financieras del orden del 150 por ciento; cabaret y clubes nocturnos, 260 por ciento y confiterías bailables 140 por ciento. “Como se puede apreciar y observarse con absoluta nitidez, hemos priorizado claramente las actividades productivas y la economía familiar de la ciudad porque de ellas estamos orgullosos los pergaminenses” y porque “optamos por seguir siendo una ciudad con impronta de trabajo y esfuerzo en lugar del dinero fácil”.

Los ediles opositores creen que esta decisión “va a motorizar una profunda discusión del rol del negocio del juego y sus consecuencias en Pergamino, un análisis que deberá efectuarse con libertad, responsabilidad y madurez, haciendo caso omiso a los intereses económicos y políticos cercanos al gran negocio del juego”, según remarca el comunicado remitido con pedido de difusión.

Reducciones de gastos

En el último punto que explican, los concejales se refieren a las reducciones de gastos. “Al comprimirse los ingresos por la explicada morigeración del aumento de tasas municipales, debimos generar ahorros acordes con los menores ingresos. Y lo hicimos reduciendo partidas de gastos generales del Municipio y subsidios”.

En esa línea, puntualizaron que en el rubro Transferencias, destinado a cubrir los subsidios para el apoyo a instituciones y personas, el intendente municipal “pretendía una partida para 2009 de 6.693.208 pesos, mientras que en el Presupuesto 2008 fue de 3.916.026 pesos. Es decir que pedía un incremento de 2.777.182 pesos.

“Dentro de este monto se encuentra una partida de 1.190.000 pesos para los Consorcios Rurales, fijado por ordenanza, que si la descontamos resulta un incremento de 1.587.182 pesos.

“Luego de las reducciones que instrumentamos en este rubro, queda una partida de 550.712 pesos. O sea que es más de lo que se contaba en 2008”.

La conclusión de las bancadas es que si el intendente municipal decide “subsidiar a las mismas personas e instituciones que en el año pasado, podrá hacerlo perfectamente y aún así le estarán sobrando 550.712 pesos para destinar a otras instituciones con las que cuenta nuestra ciudad”.

Sobre el final del comunicado difundido por el Frente para la Victoria, la Unión Cívica Radical, el Partido Justicialista, el Frente Grande, Diálogo Pergaminense y Hacer por Buenos Aires, se destaca: “Como queda demostrado, no hemos sido insensibles, ni irresponsables a la hora de establecer ayuda desde el Municipio a quienes más lo necesitan o trabajan en favor de la ciudad, como las instituciones, por ejemplo. Pero, en resguardo de los bolsillos de nuestros vecinos y contribuyentes tratamos de evitar que con los fondos públicos se produzca un festival de subsidios en un año electoral”, concluyen los concejales.

La Opinion de Pergamino

Comentá la nota