Presunta defraudación contra el Estado

Ayer, la Dirección de Administración del Ministerio Secretaría General elevó la denuncia ante el fiscal Gabriel Giordano, por el posible delito penal en aportes previsionales que superaría el medio millón de pesos. Hoy será presentado ante el Juzgado de Instrucción de Turno.
El Ministerio Secretaría General de la Gobernación, a través de su Dirección de Administración, presentó ayer una denuncia penal por el posible delito de defraudación contra el Estado, por la posible alteración de las sumas de los aportes previsionales.

La denuncia fue elevada al fiscal Gabriel Giordano -que según confirmó ayer a TiempoSur- será hoy presentada ante el Juzgado de Instrucción de Turno, aunque se resguardó de más comentarios por haber un secreto de sumario de por medio.

Sin embargo, TiempoSur pudo conocer por fuentes confiables que el posible defalco contra la administración pública, superaría el medio millón de pesos, sólo este 2009, aunque se estaría comenzando a investigar años anteriores, por lo cual la cifra podría ser mucho mayor.

La denuncia

Según trascendió, la denuncia presentada por el Ministerio Secretaría General de la Gobernación, a través de su director de Administración, Nicolás Segura, se encuentra dentro de la figura penal, por considerarse de un delito de defraudación contra el Estado.

En las últimas horas, el Ministerio habría encarado tres acciones que son obligación del Gobierno en este tipo de situaciones: La primera, precisamente la denuncia penal ante la Justicia, en este caso presentada al fiscal Giordano; la otra acción fue notificar al Tribunal de Cuentas de la provincia de Santa Cruz, para, de hallarse un responsable, concretarse un resarcimiento patrimonial; y finalmente, un sumario interno para aplicar, en caso de corroborarse la situación, la sanción disciplinaria correspondiente.

Operatoria

TiempoSur pudo saber que en las últimas horas el Gobierno habría pedido información al Banco Santa Cruz para comenzar a cruzar datos respecto de las presuntas irregularidades, de períodos anteriores al 2009.

Las fuentes consultadas –en total de cuatro- manifestaron que la posible defraudación se estaría cometiendo con aportes que salían del Ministerio Secretaría General e iban dirigidos a la Caja de Previsión Social.

Detallaron que la operatoria se realizaría a partir de la alteración de las boletas de depósito que acompañaban los cheques a depositar en el Banco Santa Cruz. Antes de llegar a la entidad crediticia, los montos serían cambiados.

Sin embargo, hasta el momento no se conoce cuál sería la responsabilidad del Banco, ya que además de cambiarse los montos, también se depositaría esa diferencia en una cuenta personal, que sería la que habría llamado la atención y lo que habría generado la investigación posterior.

Según se explicó, los cheques salen del Ministerio con un monto general, acompañados de una boleta donde se especifican los depósitos para los diferentes entes. Sobre éstas se produciría una doble alteración de los montos antes de entrar al banco y aparentemente al volver nuevamente al Ministerio.

Cabe mencionar que la denuncia presentada ante el fiscal Gabriel Giordano fue concretada por el director de Administración del Ministerio Secretaría General, Nicolás Segura. A partir de ahora, el Gobierno con su sumario administrativo, y la Justicia con la denuncia penal, investigarán las implicancias de este caso.

Comentá la nota