Ex presos políticos del proceso se reúnen en una fundación.

Ex presos políticos del proceso se reúnen en una fundación.
Fue presentada ayer la Fundación Tiempo de Memoria, un espacio de trabajo para históricos dirigentes del peronismo. El intendente Amaya participó del acto.
Lejos de de dejar en el olvido los momentos de angustia y zozobra vividos cuando el gobierno de facto desembarcó en las provincias argentinas, un grupo de ex presos políticos tucumanos junta expectativas y proyectos a través de la "Fundación Tiempo de Memoria". La organización civil, que fue presentada en la jornada de ayer, alberga por el momento alrededor de 40 peronistas, ex funcionarios de los gobiernos provincial y municipal, y algunos gremialistas, que compartieron la triste experiencia de estar privados de su libertad por cuestiones políticas.

El titular de la fundación, Carlos Carrizo, sintetizó los objetivos que perseguirán admitiendo que una de las premisas será adaptarse a los cambios que propone el mundo de hoy, mirando el futuro a partir del respeto, sin rencor ni odio. "Buscaremos construir el futuro sin cadáveres, para convertirnos así en el paraguas de contención de los pocos ex presos políticos que quedamos. En este momento me vienen a la memoria los nombres de varios muchachos con los que pasamos horas y horas de encierro: Luis Garretón, Antonio Guerrero, Carlos Altamiranda, Héctor del Valle Carrizo, Vicente Tejerina, Carlos María Torres y Amado Juri", añadió Carrizo.

Un importante grupo de dirigentes peronistas participó del acto, entre ellos el intendente Domingo Amaya y el diputado nacional Germán Alfaro. A su turno, el jefe municipal admitió que no interesa el paso del tiempo, ya que hoy es el tiempo de producir el nacimiento de esta fundación "y desde aquí propagar en las nuevas generaciones el conocimiento y la toma de conciencia de lo que les tocó vivir a las generaciones jóvenes de aquellos tiempos. Los que más sufrieron el pasado fueron los justicialistas, sin miedos, dejando su sangre y hasta su vida. Por eso podemos hablar en estos momentos de justicialismo" dijo emocionado Amaya.

Objetivos de la fundación

La Fundación Tiempo de Memoria, que funcionará en Córdoba al 900, definió entre sus objetivos: Promover la defensa de los valores, derechos y principios a la vida de todos los ciudadanos argentinos; propagar a la difusión y defensa de los presos políticos, fortalecer los procedimientos de protección a las familias tanto de víctimas de la represión como de presos políticos; participar y apoyar los espacios de defensa de los derechos humanos; y participar conjuntamente con luchadores sociales y ciudadanos, en la construcción de una organización horizontal para el intercambio de experiencias e información de las reales condiciones de las familias de presos políticos.

Comentá la nota