Presionan gobernadores por obras que retengan empleo

El inevitable impacto de la crisis financiera en las economías regionales forzó a los gobernadores de la denominada Región Centro (Córdoba, Santa Fe y Entre Ríos) a delinear un plan de emergencia basado, fundamentalmente, en el sostenimiento de la obra pública. Para ello, acordaron viajar la semana que viene a Buenos Aires para exigirle al ministro de Planificación Federal, Julio De Vido, que se acorten los plazos de financiamiento de obras clave.
Pedirán, además, que se les garantice la continuidad de los proyectos hoy en marcha para sostener en los distritos el empleo del sector. La retracción llega justo en la previa al inicio de un año electoral decisivo, que muchos mandatarios utilizarán como plebiscito de su gestión. En ese contexto consideran fundamental dar continuidad a la garantía de estabilidad laboral del sector público y del privado.

Binner, Urribarri y Schiaretti acordaron reclamar en forma conjunta a Nación que acorte plazos de financiamiento de obra pública.

Entre Ríos - En el marco de la sexta reunión anual de la Región Centro que se cerró ayer en Paraná, los gobernadores de tres provincias grandes, Córdoba, Santa Fe y Entre Ríos, acordaron elevar un reclamo conjunto de obras de infraestructura a la Nación. Se comprometieron, además, a realizar reuniones mensuales para monitorear la marcha no sólo de los acuerdos firmados, sino también de las consecuencias de la crisis económica internacional.

Juan Schiaretti, Sergio Urribarri y Hermes Binner fortalecieron su alianza estratégica para «resguardar» a sus provincias frente al impacto de la crisis financiera internacional, y, en ese marco, el mandatario socialista afirmó que en la Argentina rige un «federalismo menguado».

«La Argentina vive un federalismo menguado y ese federalismo se puede recomponer en tanto y en cuanto haya economías regionales que funcionen, sociedades que se desarrollen y que impongan un estilo de producción y trabajo que sea el ejemplo que nos dejaron nuestros mayores, nuestros primeros pobladores», apuntó Binner en su discurso, reproducido por medios de prensa locales.

En este contexto, firmaron un documento en el que establecen las principales demandas para obras de infraestructura que llevarán el próximo miércoles 10 de noviembre al ministro de Planificación Federal, Julio De Vido.

Estado actual

Se documentó el avance de obras de toda la infraestructura vial en marcha, y demorada por atrasos del gobierno nacional, registros que llevarán ante De Vido para solicitarle un programa con plazos más ajustados. Los reclamos incluyen las autopistas Córdoba-Rosario; y Ruta 14 en Entre Ríos; las autovías Santa Fe-Córdoba y Río Cuarto-Córdoba; los arcos circunvalares de Rosario y Córdoba; la circunvalación de Río Cuarto y la Ruta Nacional 158.

Asimismo se acordó avanzar con financimiento del Consejo Federal de Inversiones en el estudio de factividad del acueducto Río ParanáCórdoba, una iniciativa planteada desde hace décadas y que aún no logra completar los informes técnicos de viabilidad.

El gobernador santafesino consideró, además, que «le haría muy bien a la Argentina el fortalecimiento de la Región Centro», porque de esta forma se ingresaría «en una polaridad con la Ciudad de Buenos Aires».

«Necesitamos que la Argentina funcione de otra forma: que se construya de abajo hacia arriba, desde las economías locales hacia la región, desde la región hacia el país», apuntó Binner.

A su turno, el gobernador de Córdoba destacó la decisión política de los estados de impulsar la integración en la región, a partir del consenso sobre ejes de trabajo concreto y calificó a la reunión como «el mejor homenaje que se les puede hacer a los 25 años de la reinstauración de la democracia la patria».

Central

Aunque fuera de la agenda formal, el impacto de la crisis internacional en las economías regionales se llevó una buena parte del análisis y las conversaciones de los tres mandatarios provinciales.

Ellos se volverán a encontrar con este fin el próximo 19 de noviembre, aunque ya cruzaron datos sobre los sectores que están sufriendo las primeras complicaciones.

A Córdoba, Santa Fe y Entre Ríos les es común la mayoría de las actividades productivas, y aun con diferenciales de volumen, son coincidentes las preocupaciones sectoriales. Los encuentros programados con el fin de monitorear la crisis tienen también el propósito de actuar en bloque sobre los reclamos a la Nación, o medidas propias que eventualmente se adopten.

En lo que hace a lo estrictamente programado, las 14 comisiones que deliberaron en Santa Fe, bajo la conducción del titular de la Mesa Ejecutiva de la entidad, el cordobés Herman Olivero, lograron establecer decisiones concretas sobre 8 puntos de interés prioritario para la región. En primer lugar, se firmaron acuerdos para la puesta en marcha de políticas de producción en cadenas de valor sobre 6 productos comunes: carne, pan, sudeste industrial, softwareinformática, turismo e industria apícola.

Comentá la nota