PRESIDENTE PERÓN | GOBIERNO Fontanella: "La gente nos acompañó como nosotros esperábamos"

El secretario de Gobierno de Presidente Perón reconoció que tras la ajustada victoria en 2007, las recientes elecciones legislativas -en las que el oficialismo se impuso con casi el 50 por ciento de los votos-sirvieron para "ratificar el apoyo de los vecinos a la gestión de Aníbal Regueiro". Además confesó su sorpresa por la pobre performance del sector de Oscar Rodríguez, y estimó que el de diciembre será un Concejo Deliberante "mucho más tranquilo".
El secretario de Gobierno de Presidente Perón, Daniel Fontanella, remarcó lo importante que fue para el oficialismo imponerse por más de casi el 50 por ciento de los votos en el distrito, y advirtió que, tras la ajustada victoria en 2007, las recientes elecciones legislativas le permitieron al intendente Aníbal Regueiro "plebiscitar" su gestión.

"Hace dos años ganamos por ochocientos votos con un partido vecinal que llevó el copete (del oficialismo) por arriba, en un pueblo que históricamente no está acostumbrado a cortar boleta", recordó el funcionario, antes de explicar que por tal motivos estos comicios sirvieron para "ratificar el apoyo de los vecinos a este Gobierno".

A renglón seguido, aseguró que la buena performance la esperaban y recordó que –por este mismo medio- antes de las elecciones "había anticipado que el Partido Justicialista estaba en condiciones de meter seis o siete concejales".

"La gente nos acompañó como nosotros esperábamos y veíamos en la calle. Acá se sabe muy bien que Regueiro en poco más de un año y medio nunca dejó de trabajar ni gestionar y eso se ve reflejado en las obras que se han conseguido", apuntó.

Respecto a la oposición, que apenas pudo quedarse con un tercio de las bancas en juego, Fontanella calificó como "correcta" la elección redondeada por Unión-Pro –que se posicionó como segunda fuerza al conseguir tres escaños- e "inesperada" a la del sector que conduce e impulsaba como primer candidato al caudillo Oscar Rodríguez.

Sobre el ex intendente local reconoció que "por lo que significa para el distrito no se esperaba que no llegará ni siquiera al piso" necesario del 11.5 por ciento para meterse en el Concejo y "terminara quinto" detrás de la colectora del regueirismo y los votos en blanco.

"Sigue siendo un hombre respetado, pero lamentablemente para él la gente votó por otro tipo de proyecto y el cambio que comenzó con Aníbal", completó.

Por último, el hombre cercano al Jefe Municipal analizó el nuevo escenario que se abrirá a partir del 10 de diciembre, cuando el oficialismo pase a tener de 3 a 9 ediles. Al respecto pronosticó que "con el apoyo de los aliados" el sector contará con más fuerza y "la actividad se dará de modo más tranquilo aún de lo que venía siendo".

"Ya veníamos teniendo el apoyo de los demás bloques pese a ser apenas tres concejales, porque era imposible oponerse a los proyectos que venían del Ejecutivo porque eran sobre obras para el distrito. Durante este tiempo fueron aprobados por unanimidad el noventa por ciento, así que con el nuevo panorama no va a haber demasiados cambios", evaluó.

Comentá la nota