La Presidente del Consejo Escolar anunció la realización de las mismas al tiempo que destacó las gestiones realizadas

Como referentes de Francisco De Narváez y Felipe Solá en Campana, y ante la responsabilidad de habernos contactado con ustedes para organizar una charla entre el diputado Nacional y comerciantes e industriales de la ciudad, pedimos disculpas por los hechos involuntarios llevados a cabo en la sede de esta reconocida Cámara, ya que personajes de la vieja política, que se autodenominan representantes del pueblo, no saben diferenciar entre una reunión privada y una asamblea pública, de la propiedad privada al de una plaza pública ni entre el diálogo y los actos patoteriles; nos vimos obligados a abrir las puertas de la sede por temor a que fueran destruidas las instalaciones que gentilmente nos cedieron para un solo propósito:

"Presentar aquellos inconvenientes locales con el fin de encontrarles entre todos una solución en la provincia que se viene".

A pesar de ello, queremos hacer una salvedad en el hecho particular de la entrega del petitorio de justicia de la mamá de Mariano Ferreyra y no así en la banal presentación de una interna en un espacio y tiempo inadecuado. Interna inventada por sectores que aún no entienden que un candidato no llega a una ciudad sino hubo una comunicación directa de una semana entre su gente y los referentes organizadores.

En esta confusión, de la cual reconocemos un cambio de agenda realizado por el protocolo de De Narváez (por cuestiones de seguridad y de atraso en el horario), estaba programada una caminata desde las Escalinatas de la Plaza Eduardo Costa donde todos, cualquiera sea su condición política y social iban a caminar junto al diputado hasta la sede de la Cámara sobre la avenida Rocca.

Allí se mantendría una reunión específicamente entre comerciantes y empresarios. Y luego al final habría una conferencia de prensa ya anunciada como "informal". La ruptura de la agenda trazada produjeron cambios totales en al visita aún en la reunión privada que se llevaría a cabo en el Plaza Hotel de Campana antes de la caminata.

A pesar de todo sabemos ver más allá y supimos rescatar el claro mensaje de nuestro candidato, quien supo manejar la situación de tal manera que demostró su grandeza de escuchar a todos aunque no fueran invitados.

Alejandro Olivera: Referente de Francisco De Narváez y

Mario Valiente: Referente de Felipe Solá.

Comentá la nota