Presidente del Concejo carmense no se presentó en la Legislatura pero mandó un descargo

La citación sufrió una nueva postergación y ahora la pasaron para el lunes próximo. Es por la cuestión de privilegio que le entablaron diputados radicales. El edil se escuda en que goza de los mismos fueros e inmunidades que los miembros de la Legislatura, por lo cual no podría quedar arrestado.
El presidente del Concejo Deliberante de El Carmen, Ciro Gutiérrez, logró sortear nuevamente la comparencia en la Legislatura en el marco de la cuestión de privilegio que le promueven diputados radicales por habérseles impedido el acceso a la sede del parlamento municipal.

Según había dispuesto la Cámara en la sesión de la semana pasada, el edil tenía que presentarse ante la Comisión de Asuntos Institucionales el martes último, hecho que no ocurrió porque nadie lo citó. Ayer estaba convocado pero no se presentó y mandó un descargo poniendo paños fríos al afirmar que es un hombre respetuoso de las instituciones, negó haber agredido al diputado Jorge Rizzotti y aseguró no saber que a los legisladores radicales se les negó el paso al Concejo, el 29 de octubre pasado.

El presidente de la bancada radical, Alberto Bernis, dijo a El Libertario que el concejal

"tiene que venir" y aseguró que no constituye un menoscabo a sus fueros e inmunidades presentarse en la Cámara para dar explicaciones sobre lo sucedido.

La cuestión del arresto dividió opiniones. Para algunos legisladores, es posible porque los fueros corren solamente para cuestiones judiciales, pero otros sostienen que Gutiérrez no puede ser detenido porque goza de las mismas prerrogativas que los miembros del Poder Legislativo.

Según trascendió, el bloque del PJ se opondrá a la detención, apoyando a Ciro, que es concejal de ese partido.

La suerte de la cuestión de privilegio podría quedar echada en la reunión del lunes de la Comisión de Asuntos Institucionales que según fuentes radicales está prevista para las 11 horas, con la presencia del polémico edil, homónimo del célebre rey persa, cuyo nombre –dicen algunos historiadores- significa "joven" o "el que humilla a su enemigo en una disputa verbal".

Comentá la nota