La Presidenta defendió el modelo hasta las lágrimas.

Cristina Fernández repasó los logros obtenidos en materia económica desde 2003 en adelante. Defendió las estatizaciones de empresas y enérgicamente defendió la política económica frente a las duras críticas de sectores de la oposición hasta el punto de quebrarse levemente. Se acordó de la década del 90 y lo que ocasionó en el país.
El patio interno principal del Hospital Rawson fue el escenario elegido para realizar el acto central de la visita presidencial. Cristina Fernández, haciendo uso de una exquisita memoria y capacidad de improvisación, volvió a sorprender por la materia que mejor maneja: la oratoria.

En un discurso que demandó 24 minutos, repasó desde la importancia de poder contar con una nueva fuente de generación de energía como Caracoles, pasando por la definición de salud para el gobierno nacional, llegando hasta la defensa del modelo de gobierno y económico que está llevando adelante. Este último punto fue el que demandó más tiempo, en una clara respuesta a los ataques que el oficialismo ha venido recibiendo por parte de los sectores de la oposición en el marco de la campaña por las elecciones del próximo 28 de junio.

La jefa de Estado arrancó reseñando brevemente lo que generará y lo que significará el dique Caracoles para la provincia y el país. De manera continua se metió de lleno en la descripción de la importancia de tener un nuevo hospital en San Juan, siendo el que contará con la más alta tecnología en el interior del país.

Luego utilizó la continuidad de su agenda del día (en horas de la tarde asistió en la provincia de Salta a la inauguración de ferrocarriles) para lanzar su primera respuesta a sectores políticos que se desempeñaron en la década del 90, cuando se llevaron adelante las cuestionadas privatizaciones de los servicios. Pero a la hora de recordar la frase popular que decía "que la mejor salida que tenían los argentinos a finales de los 90 era Ezeiza", Cristina se quebró y se pudo ver cómo sus ojos se llenaron de lágrimas.

"Es mentira que alguien pueda ocuparse de la seguridad, de la salud, de la educación, si antes no se ocupa de la economía. Ése fue el cuento que nos hicieron creer en la década del 90 y fundamentalmente el neoliberalismo. Que el Estado se ocupe de la educación, de la seguridad, de la salud que de la economía se ocupa el mercado y así nos fue", sentenció. Con esta daga dirigida al corazón de algunos sectores de la oposición, que hoy critican al modelo kirchnerista, Cristina dejó a la luz que la campaña comenzó a transitar sus últimos días.

Pero la crítica más dura se escuchó al finalizar su discurso, al plantear la antagonía del modelo neoliberal y el de centro izquierda que encabeza el oficialismo. "Por lo que estamos viendo en estos días, tenemos que decir que teníamos razón cuando decíamos que estaban dos modelos en pugna. Dos modelos como el que ya estuvo, el que nos llevó casi a la disolución institucional en 2001, cuando terminamos enfrentándonos entre integrantes de la misma sociedad. Pobres contra pobres y ricos contra ricos. Por eso, estos dos modelos significan no solamente una cuestión política, económica, social o cultural, sino que significan algo más. Es la posibilidad de supervivencia y de honrar la vida y este modelo honra la vida", manifestó la Presidenta.

Cristina y respuestas de su nueva visita a la provincia

4Luego de la visita presidencial, Cristina Fernández tuvo un nuevo diálogo con Diario El Zonda, donde hizo un breve resumen sobre la visita a la provincia.

La jefa de Estado remarcó la buena relación que tiene con San Juan y se comprometió a seguir apoyando las iniciativas que puedan generar progreso para todos los habitantes.

¿El túnel puede ayudar a la integración con Chile?

Claro. Obvio. ¿Qué te parece?

¿A usted le gustaría que se cumpliera ese sueño?

Por supuesto… lo mismo que todos los sueños que tenemos los argentinos.

¿Se va contenta?

Mucho, como siempre cuando venimos a San Juan, por todo el afecto y el cariño de la gente.

¿Cuál sería el resumen de la visita?

Que seguimos haciendo cosas. Creo que ésa es la mejor definición. Que seguimos haciendo, porque como lo dije siempre, nosotros tenemos pasión por hacer… y está demostrado… gracias.

Comentá la nota