La presidencia del Concejo quedó en manos de la oposición

La presidencia del Concejo quedó en manos de la oposición
En una sesión inédita e inesperada la oposición, luego de un acuerdo, se quedó con la Presidencia del Concejo. La votación fue de 12 abstenciones y 8 votos positivos ( CC, Unión Pro y de Unión Celeste y Blanca). Franco Cominotto es el nuevo presidente, en la Vicepresidencia 1º Urlézaga y Vicepresidente 2º Carola Patané, mientras que la secretaría del Concejo quedo en las manos de Mariano Ferro, también opositor.
Se abstuvieron el oficialismo, el Partido Justicialista, el Partido Intransigente y el ahora solitario Julio "Chango" Alem. El acuerdo de Coalición Cívica, Unión Pro y Unión Celeste y Blanca quedó sin margen de negociación y dejó a María Irene Blanco fuera de la presidencia. Los seis del Frente para la Victoria (eseverrismo) no bastaron para tener por sí solos la presidencia y debilitó el poder de José Eseverri de aquí a las próximas elecciones generales. Muchas novedades en una sola sesión inaugural: Chango Alem dejó la presidencia después de más de una década y se apartó del eseverrismo; María Irene Blanco, anunciada hasta el hartazgo en los últimos días como su sucesora, se quedó como concejal rasa y las negociaciones en danza entre el Frente para la Victoria y el Peronismo Federal liderado por Silly Cura no llegó a buen puerto. De haber habido acuerdo entre ambos, la votación hubiera sido de ocho para CC, Unión Pro y Unión Celeste y Blanca y ocho para FpV y PF. Aunque ante este escenario se hubiera impuesto de todos modos la oposición ya que ante situación de empate, gana el partido triunfante en las últimas elecciones.

Fue en un clima raro, ya desde la tarde se venían barajando varios nombres y el posible pacto entre la oposición para quedarse con la presidencia. Ernesto Cladera esta tarde había conversado con Silvana Melo en "El circo de la realidad" y había dicho que "se ha hablado mucho con muchos sectores" pero continúo diciendo que "lo que nosotros estamos buscando no es la presidencia", quizás para desorientar al oficialismo. Cuando Silvana Melo volvió a preguntar Cladera dijo que "charlas hubo pero cruzadas de todo tipo" y siguió diciendo sobre la posible, en esas horas, presidencia "creo que sería bueno porque le daríamos una impronta distinta."Ernesto Cladera no quiso dar mas detalles pero ya tenia claro cuáles serian los votos en el Concejo Deliberante y cómo se quedarían con la presidencia.

Comentá la nota