Preocupación por uso de glifosato en Winifreda

La concejala de Winifreda, Luisa Ponce (PJ), consideró que la municipalidad pone "en riesgo" la salud de la población al fumigar con glifosato desagües, cordones cunetas y terrenos baldíos ubicados dentro del casco urbano.
Revisando el balance contable de septiembre de 2008, la edila descubrió que el municipio compró 180 litros de glifosato en bidones de distintas capacidades, además de 12 kilogramos del herbicida granulado por un monto total de 4.070 pesos. "Elevamos un pedido de informes al Departamento Ejecutivo y recibimos como respuesta que utilizan ese producto para matar yuyos en distintos espacios públicos", recordó Ponce en diálogo con LA ARENA. Luego agregó: "Estamos en desacuerdo con que usen ese herbicida cuyo uso pone en riesgo la salud de la población".

- ¿Los empleados municipales toman recaudos al manipular el agrotóxico?

- Desde el Ejecutivo nos respondieron que usan máscaras y guantes pero esos cuidados a nuestro juicio son insuficientes. Deberían calzarse un traje especial y estar asesorados por un especialista para que sus vidas no corran peligro. Pero más allá de estas precauciones consideramos que el municipio posee todas las herramientas para dejar de usar estos productos porque tiene desmalezadoras, bordeadoras y tractores.

Argumentos.

Uno de los fundamentos a los que recurrieron los concejales del PJ para desaprobar los balances de agosto y septiembre de 2008 fue "la gran cantidad" de glifosato que adquirió la comuna. "Para mí es una cuestión contable y no me quiero hacer responsable de las consecuencias negativas que puedan sufrir los trabajadores o las personas.

- ¿En la actualidad la comuna sigue usando glifosato?

- Sí, hemos revisado más balances y detectamos que han vuelto a comprar. Nos reunimos con la intendenta y le dejamos bien en claro que no vamos a aprobar documentación que avale la compra de estos productos porque creemos que es necesario preservar la salud de la población.

Ponce indicó que hace unos días la Defensoría del Pueblo de la Nación reclamó a la empresa concesionaria Trenes de Buenos Aires (TBA) que "deje de utilizar" el herbicida glifosato para el control de malezas en vías férreas de zonas urbanas, por presunta contaminación ambienta". "Lo mismo que le estamos reclamando nosotros a la intendenta. Ojalá tome conciencia", anheló.

Olores.

Los vecinos vienen soportando fétidos olores que emanan de un criadero intensivo de cerdos, que diariamente genera una gran cantidad de excrementos. Ese emprendimiento se encuentra en una quinta de 17 hectáreas, ubicada a 300 metros del casco urbano, detrás de las vías del ferrocarril. "Hablamos con la intendenta para ver si podíamos hacer algo en conjunto con los demás concejales para solucionar esta problemática pero lamentablemente no avanzamos en nada. Entonces nos atendió la Jueza de Faltas a quien le trasladamos nuestros reclamos y abrió un expediente". El dueño del criadero fue citado al Juzgado y se comprometió a iniciar un tratamiento de los residuos. Una vez que finalice la feria judicial la Jueza se acercará con el inspector municipal hasta el emprendimiento para comprobar que los trabajos estén realizados. "Hay días en que en algunos lugares del pueblo se hace imposible respirar. Si no vemos avances como concejales vamos a radicar una denuncia acompañada por las firmas correspondientes", finalizó.

Comentá la nota