"Prefiero colaboradores que pidan trabajo y no coima"

Con estas palabras, el diputado nacional de la Concertación Plural, Gustavo Serebrinsky, respondió a las acusaciones del concejal Carlos Katz, quien planteó dudas sobre las operaciones que realiza la empresa Suramero (repara luminarias en la vía pública).
En una entrevista concedida a Cazador de Noticias, Serebrinsky se defendió: "luego de la manifestación pública en el recinto y algunas declaraciones radiales, yo averigüé cual era la situación y comprobé que todo es absolutamente legal".

"La firma en cuestión - continuó el legislador - está cumpliendo las condiciones y no hay ningún tipo de impedimento para su constitución; incluso, una de las personas mencionadas es amigo del dueño desde hace más de 20 años".

En este sentido, vale recordar que Carlos Katz apuntó a Martín Saggese y Carlos Neme, ambos allegados a Serebrinky, y también al vecinalista Juan Junakovic.

Al continuar con su descargo, Tato dijo: "es una sociedad correctamente constituida y tiene domicilio legal de un abogado que cuenta con 20 compañías más asentadas en ese mismo lugar".

"Además - añadió - según tengo entendido, Mantelectric (empresa de la que Suramero es subcontratista) lleva hecha una importantísima inversión y aún no ha cobrado por las obras".

Y subrayó a colación: "me parece que a Mar del Plata lo que le interesa es tener los barrios iluminados y no a oscuras como ocurrió hasta ahora".

Por último, retomando la discusión con el hermano del ex Intendente, Serebrinsky afirmó: "pensé que teníamos una buena relación, pero evidentemente hay algo que lo ha alterado o alguien que lo ha operado..."

"Me parece que tratar de involucrarme a mí en esta cuestión es igual a que yo intentara involucrarlo a él con toda la gente procesada que hubo en la ciudad en la gestión anterior" - comparó.

En tanto, al finalizar, aseveró: "estando el diálogo abierto, me sorprendió que no me respondiera el llamado que le hice".

Comentá la nota