Predominaron bajas en bonos. La bolsa porteña cedió 0,3%

Los mercados financieros argentinos cerraron con una leve baja por falta de liquidez y la prudencia de los inversores, quienes están a la espera de un dato de empleo en Estados Unidos que se publicará el viernes.
Operadores dijeron que la baja demanda demuestra la cautela a la hora de cerrar negocios, al tiempo que la oferta fue reticente para desprenderse de activos de riesgos.

El índice bursátil Merval porteño perdió un 0,33 por ciento a 2.213,06 puntos, borrando una ligera subida inicial.

En la plaza extrabursátil, los bonos soberanos promediaron una pérdida del 0,1 por ciento , frente a una apertura con precios en alza.

"La falta de liquidez se hace sentir en la mayoría de los mercados. Tanto en Argentina como en el exterior se esperan noticias contundentes para convalidar nuevos avances o un desarme de carteras", dijo Leopoldo Olivari, operador de Bacqué Sociedad de Bolsa.

"La inoperatividad provoca mercados erráticos", agregó.

La baja más relevante del Merval se anotó en los papeles de Pampa Energía , con el 1,83 por ciento, y en el circuito de títulos públicos predominaron las bajas. El Boden 2012 retrocedió 0,31%, el Par $ 2,1% y el Bogar 2018 0,49%, en tanto, el Discount $ ganó 0,09%.

En el mercado se esperan datos concretos de una anunciada reapertura de un canje de deuda de Argentina, por unos 20.000 millones de dólares, que está en poder de quienes no aceptaron una transacción similar en el 2005.

"Los bonos siguen en compás de espera y sin grandes jugadores", dijo Dionisio Corneille, director de la sociedad de bolsa que lleva su apellido.

Se cree que durante la próxima semana se conocerían detalles a través de las presentaciones del Gobierno a los reguladores de Estados Unidos.

"Los precios alcanzados (por los bonos) ya descuentan la (imaginada) propuesta del Gobierno, pero la falta de definición por el tiempo que se prolonga sin detalles genera cierto desinterés entre los inversores", sostuvo Olivari.

El riesgo país de Argentina, medido por el banco JP Morgan y que marca la diferencia de tasa entre bonos locales y similares de Estados Unidos, subió 1,04% a 778 puntos básicos.

Comentá la nota