Dip y Posse Ponessa bregan por un CAM equilibrado y técnico

Los abogados creen que, con el organismo, la Justicia se enriquecerá.
"Decidimos postularnos convencidos de que el Consejo Asesor de la Magistratura (CAM) constituye un hito en la historia del Poder Judicial". Esta es la primera definición que efectuaron Jorge Posse Ponessa (titular) y Mirna Dip (suplente), quienes inscribieron una lista para participar de las elecciones del 23, de las que surgirá quién representará al estamento de los abogados en el órgano que seleccionará, mediante concursos públicos, a los futuros jueces.

Actualmente, según resaltaron los letrados, la Justicia provincial "está formada por magistrados honestos, probos, idóneos", razón por la que están convencidos de que la irrupción del CAM la enriquecerá aún más. "La selección debe apuntar a un perfil de juez moderno, ágil, creativo, con convicciones democráticas, absolutamente independiente de todo poder, con una alta dosis de solidaridad y de responsabilidad social, que pueda responder en forma inmediata a las nuevas exigencias que plantea la vida", subrayaron.

LA GACETA les preguntó qué opinan acerca de que la Ley 8.197 establezca que, luego de la celebración de los concursos de oposición y antecedentes, el CAM deberá elevar un quinteto de postulantes al Poder Ejecutivo, para que este elija a uno por cargo vacante. "No nos parece que la cuestión pase por el número en sí: quinteto o terna. En cambio, la ley debió ordenar el estricto respeto del orden de mérito que surja de la selección, porque se supone que en el CAM están representados todos los poderes y estamentos idóneos para que el resultado de la actuación del CAM sea la excelencia. De todos modos, se trata de un órgano perfectible y la experiencia determinará, eventualmente, qué hay que corregir en el camino", manifestaron.

Posse Ponessa (fue prosecretario del Colegio de Abogados entre 2002 y 2006) y Dip (tiene a su cargo la dirección del Instituto de Enseñanza Práctica de la Facultad de Derecho y Ciencias Sociales de la UNT) también hicieron referencia a la importancia de la reglamentación interna del CAM. "Debe ser estrictamente técnica. Sólo así podrá tener perdurabilidad y responder únicamente a intereses que dignifiquen la magistratura", recalcaron.

Comentá la nota