Posse desplazó a Castellano de la presidencia del HCD de San Isidro

Los conflictos para Cambiemos en San Isidro esta semana parecen no tener fin || Después de la interna desatada ayer con un comunicado oficial del Municipio contra el funcionario nacional Ramón Lanús, el possismo decidió correr a quien preside el Concejo Deliberante desde 2014, Carlos Castellano, para que su lugar sea ocupado por Andrés Rolón

Así lo confirmaron fuentes calificadas del oficialismo a este medio, por lo que la de mañana -cuando asuman los nuevos ediles- será la última sesión que presida Castellano, quien tiene mandato hasta 2019 como concejal y es el primero en la lista sucesoria de Gustavo Posse en la intendencia.

El elegido para ser el nuevo presidente del cuerpo legislativo es Andrés Rolón, quien encabezó la lista de Cambiemos en las últimas elecciones y cuenta con la confianza del jefe comunal, algo que Castellano perdió de un tiempo a esta parte.

Es que la interna entre Posse y Castellano se remonta a 2015, cuando el segundo iba a ser candidato a intendente en el marco de una candidatura a gobernador del primero, que como todos saben nunca se concretó. Así Posse fue el candidato local y Castellano tras un año de campaña quedó desplazado a renovar su banda. La relación nunca fue la misma.

De hecho el rumor de su desplazamiento de la presidencia suena hace varios meses en los pasillos del Concejo. Así, también se habla hace tiempo de un acercamiento al PRO puro para trabajar con un candidato propio en el distrito, en esa línea suenan los nombres de Facundo Manes y Ramón Lanús.

Castellano es concejal desde 1999 (16 años al igual que Gustavo Posse como intendente) y ya era funcionario en San Isidro desde 1992 en la gestión de Melchor Posse. Había reemplazado en la presidencia del HCD a Rita Kuzis en 2014. 

En los últimos años debió desempatar votaciones clave para el Ejecutivo, al estar empatados oficialismo y oposición en 12 manos y su voto como presidente valer doble.

Es sin dudas el cierre de una etapa en el legislativo y un eslabón más en la interna de Cambiemos de cara a 2019.

Coment� la nota