Hay 80 posibles casos de Influenza A H1N1 hospitalizados.

Los sospechosos, en tanto, ya son 321, y en un día se sumaron casi 70. La cantidad de casos sospechosos de gripe A H1N1 ascendió a 321, mientras que los pacientes internados por presentar la sintomatología de esta enfermedad ya son 80 en todos los hospitales de la provincia.
"Estamos, al analizar la curva de crecimiento del virus, en una especia de pico", dijo Saracco. La cantidad de casos sospechosos ha tenido un crecimiento exponencial en los últimos días: hace una semana, el parte diario del ministerio de Salud daba cuenta de 67 sospechosos, el domingo había 173, el martes 253 y ayer 321. En 7 días casi no han llegado nuevos resultados, por lo que sigue habiendo 4 casos confirmados y 18 negativos en Mendoza.

También ha crecido con fuerza el número de personas que debieron ser hospitalizadas tras presentar los síntomas: ayer ya había 80, 18 de las cuáles se habían sumado en sólo 24 horas. "Ya hay alta circulación", dijo Saracco, quién afirmó que el leve ingreso de turistas porteños el fin de semana no tuvo mayor impacto en la situación. "No tuvimos ninguno internado", aseguró el ministro, que ayer ofreció el parte diario acompañado de Hugo Pagella, jefe de la Red Provincial de Laboratorios.

Respecto del impacto que han tenido las medidas que se han tomado desde el ejecutivo, el ministro afirmó que "todavía no puede percibirse". Se estima que recién para este fin de semana podría llegar a notarse si el cierre de escuelas, boliches, peloteros y demás espacios cerrados masivos frecuentados por niños y jóvenes, permitió disminuir la cantidad de contagios.

Saracco negó falta de insumos

El ministro desmintió que en los hospitales falten barbijos, guantes y demás elementos de protección. "Está lo necesario, pero el uso de barbijo no está indicado para todos los médicos. Sólo los que estén en contacto con posibles infectados deben usarlo. Las antiparras y el camisolín se deben utilizar sólo en tareas de intubación o reanimación, cuando hay mucho riesgo", explicó el ministro. Este elemento no impide totalmente el paso del virus. Por ello, es vital que su uso se combine con otras medidas de prevención, como el constante lavado de manos.

Comentá la nota