"Me pondré el overol para trabajar por el fortalecimiento del radicalismo"

Lo aseveró el diputado nacional Gustavo Tato Serebrinsky en declaraciones a Cazador de Noticias. El legislador confirmó que su vuelta a la UCR está "absolutamente" acordada y aseguró que pondrá todo su empeño para "generar una alternativa de poder en la Argentina".
En una entrevista concedida a Rubén Ferrari, Serebrinsky dijo: "ya firmamos las planillas correspondientes a la Convención por lo que es un hecho nuestra reintegración al partido".

Luego, en tanto, aclaró: "creo que el proyecto kirchnerista cumplió una etapa. En su momento, fue muy bueno para la Argentina, pero ahora evidenció un claro retroceso en el proyecto plural, trasversal y abierto que proponía y que uno acompañó".

"En estos momentos – insistió – se volcó a la ortodoxia del peronismo, a la pelea permanente y a la confrontación, todo lo que no quiere la sociedad argentina".

Asimismo, el diputado afirmó: "por más que tengamos buena relación con los kirchneristas, a nosotros no nos interesa participar de la interna peronista que se viene y por eso dimos un paso al costado".

"Además – completó - tenemos un claro compromiso histórico institucional, y para nosotros, que somos radicales, el fin no justifica los medios".

Consultado sobre si se reunió con el vicepresidente Julio Cobos, respondió: "Sí. Con él y un grupo de intendentes importantes de la provincia de Buenos Aires nos comprometimos a trabajar por un bloque de diputados que busca convertirse en una segunda minoría poderosa y determinante".

"La idea no es venir a participar de pequeñas disputas y de pequeñas discusiones" – subrayó. Y agregó a colación: "quienes nos fuimos en su momento sabemos que, de alguna manera, debemos pedir disculpas".

"Pero se debe reconocer que algo pasó: el 50 por ciento del PRO está compuesto por gente de origen radical y pasa lo mismo con el 70 por ciento del ARI; además, el ciento por ciento del GEN pertenecía al radicalismo y el 90 por ciento de la Concertación también era radical" – puntualizó Tato.

"Entonces – concluyó - me parece que la dispersión fue lo que debilitó al partido y le quitó a la sociedad la posibilidad de una alternativa valida de oposición".

Comentá la nota