La política platense, en tiempo de descuento

El clima electoral se va recalentando a dos semanas de los comicios. Se van agotando las especulaciones para pasar al terreno de las definiciones.
Quizás uno de los hechos más importantes de la semana fue la visita de la Presidenta, acto en el que el intendente Pablo Bruera volvió a esquivar los flashes para intentar no quedar demasiado pegado al kirchnerismo. Fue en ese ámbito en el que, con tono marcadamente oportunista y electoralista, se anunció la cesión de las tierras a los clubes Gimnasia y Estudiantes.

Se trata de un reclamo histórico de las principales instituciones deportivas de la ciudad, por lo que fue muy bien recibido por socios y simpatizantes. Pero no son pocos los que ven que, detrás de esta movida, se esconden intereses de grupos empresarios que, con la venia del municipio, podrían reflotar proyectos muy polémicos como es la construcción de cocheras subterráneas debajo del bosque, principal pulmón verde de la región. Por ende, el impacto ambiental sería de una magnitud insospechada.

También se habla de la posible instalación de un megaemprendimiento comercial en el bosque, que se sumaría a la idea que tienen algunos de hacer un shopping en el edificio histórico que está ubicado en 8 y 50, donde actualmente funcionan los tribunales federales. La cesión de tierras podría tratarse esta semana en el Concejo Deliberante.

Los referentes de los distintos espacios políticos comenzaron a poner toda la carne al asador de cara al 28-J. Sucede que se juegan mucho más que algunas bancas. Pablo Bruera está apostando a marcar su terreno en solitario, intentando despegarse de Kirchner y escondiendo a "los impresentables" que lo acompañan en la nómina de diputados provinciales, como son Raúl Pérez y Carlos Quintana. Se trata de un juego a dos puntas que consiste en presentarse con un armado que a la vez es vecinalista y justicialista, y que para ello recurre a estratagemas para confundir al electorado, como son las listas espejo para cargos provinciales y locales.

También comenzó a correr el rumor de que el bruerismo podría ofrecerle algún cargo en el municipio al edil peronista Oscar Vaudagna, cuyo mandato vencerá a fin de año. También sumaría a los diputados ultraalakistas Alberto Delgado y Carlos Bonicatto, que se quedarán sin trabajo en diciembre cuando se le terminen los mandatos como legisladores. Delgado siempre cumplió una tarea política intranscendente, actuando siempre bajo la sombra de Alak. En tanto, Bonicatto fue el delfín de ex intendente y la derrota que ambos sufrieron en 2007 también lo sepultó políticamente.

Otro de los rumores que circula es que Gabriel Bruera podría llegar a ser otro de los candidatos testimoniales del kirchnerismo. Este maneja los hilos del poder municipal junto con sus otros dos familiares de sangre, y podría llegar a renunciar a ocupar un sillón en Diputados para no descuidar las arcas comunales.

En La Plata, el armado Unión-Pro, liderado por Gonzalo Atanasof como candidato a diputado provincial, intentará una buena elección para perfilarse de lleno a la intendencia en 2011. Desde el pro-peronismo están difundiendo datos que lo dan peleando palmo a palmo con el bruerismo en los primeros lugares. Por eso decidieron reforzar su performance con el desembarco de referentes nacionales, como Francisco De Narváez, que ayer se reunió con fiscales electorales en el Club Mayo (ver página 2). Y está previsto que en los próximos días haga una recorrida por la ciudad la ex vicejefa de Gobierno porteño, Gabriela Michetti.

Unión-Pro también saldrá a denunciar "el gasto millonario" que está realizando el bruerismo en la campaña y que, según entienden, estaría siendo financiado con recursos municipales.

En tanto, desde el Acuerdo Cívico y Social optaron por intensificar las recorridas por los barrios y el contacto con la gente e instituciones. También apelarán al desembarco en territorio platense de dirigentes de la Coalición y está confirmado que el próximo lunes 22, Elisa Carrió y Margarita Stolbizer, junto con los candidatos locales, realizarán una caminata por el microcentro platense.

En tanto, la pelea con los cobistas en La Plata llegará a los tribunales. Referentes del ACyS presentarán una demanda judicial contra los candidatos de la lista Confe, que encabeza Luis Menucci y Raúl Valente como diputados provinciales, por estar utilizando la imagen de Stolbizer y de Alfonsín en la campaña.

Ocurre que la Justicia Electoral dispuso que el Confe no podrá presentarse como colectora del ACyS en los distritos, por lo que esta nómina no podrá ir pegada con la que integran Stolbizer y Alfonsín. La demanda estará acompañada por una presentación al tribunal de ética del Colegio de Médicos platense contra Valente.

En tanto, el Concejo Deliberante continúa a ritmo electoral, es decir a paso lento. La oposición ya le puso el ojo a la conformación de las nuevas cooperativas de trabajo que impulsa el bruerismo, y cuyo funcionamiento carece de control. Afirman que son estructuras que sirven para reclutar militantes rentados y para conformar cajas políticas, y más cuando el propio bruerismo reconoce que más de la mitad de los empleados municipales de planta permanente rechaza la gestión comunal.

Comentá la nota