La política local no se renueva: casi no habrá debutantes en las listas

Un análisis de los postulantes que han presentado los tres partidos mayoritarios muestra que se optó por figuras conocidas. Sólo el PD hizo internas, mientras que el PJ y la alianza Confe-UCR los eligieron a dedo.

Nueva elección, las mismas caras. En las listas de candidatos de los principales partidos políticos de Mendoza prácticamente no hay "debutantes" y sí se repiten nombres con una larga historia electoral, algunos de ellos reconocidos en su tarea y otros no.Como contrapartida, casi no hay "hijos de la democracia", es decir jóvenes que nacieron luego de 1983.

La lista del oficialismo tiene como característica que presenta dirigentes con muchas candidaturas departamentales encima, que ahora apuestan a probarse en la provincia.Adolfo Bermejo, por ejemplo, fue candidato por primera vez en 1983, pero ésta es la primera en la que se postula para un cargo nacional.Pero elPJ, en general, tiene una mayor rotación de candidatos que el resto.

El cobismo y la UCR tienen caras más que conocidas en las listas: Ernesto Sanz va por su sexta candidatura, lo mismo que RicardoMansur. La flamante alianza es el partido que menos renovación muestra, al menos en sus primeras líneas.

El Partido Demócrata no es la excepción: Omar De Marchi vuelve a encabezar la lista de diputados nacionales y suma su séptima postulación. Y en las listas hay reapariciones, como la de Antonio Ponce, que apuesta a volver a la Legislatura (donde hoy es asesor). Otro que quiere retornar es José Alvarez, hoy concejal de San Martín.

Otra característica es que entre los candidatos a legisladores hay varios "ascensos": concejales que ahora aspiran a la Legislatura.

Al mismo tiempo, la condición excluyente para ser candidatos en Mendoza parece ser buscar un buen padrino político a quien serle fiel, pues sólo el PD fue a elecciones internas.El PJ y la alianza UCR-Confe diagramaron las listas con negociaciones entre los principales dirigentes.

El adelantamiento de las elecciones es una de las excusas de los referentes partidarios para justificar la falta de caras nuevas.Según opinan, no había tiempo para "potenciar" candidatos desconocidos. Además, creen que "cuando un legislador es bueno, no hay razón para que se aleje" de los cargos.

Nuevos o experimentados

El 28 de junio se eligen senadores y diputados nacionales y provinciales (por distrito), además de concejales. Teniendo en cuenta a quienes encabezan las listas para los cargos legislativos (sin los ediles), los tres principales partidos suman 30 candidatos, de los cuales 28 ya tienen alguna postulación en su haber (aún faltan ratificar algunas candidaturas del PJ en el tercer distrito).

En el cobismo, superaron un proceso traumático para armar las listas. Y a pesar de que Cobos aparece como una cara nueva a nivel nacional, en sus listas no hay muchas sorpresas. "En nuestras listas casi no hay reelecciones. No hay que dejar de lado que hay excelentes legisladores que merecen seguir. Creo que hemos logrado un mix entre experiencia y renovación. El adelantamiento de las elecciones jugó en contra para potenciar gente nueva", aseguró Juan Carlos Jaliff, presidente de Confe.

En este partido, la mayoría de los principales candidatos tienen vasta trayectoria electoral.Cesar Biffi ya fue concejal, tres veces legislador, dos intendente y candidato a gobernador; ahora busca volver a la Legislatura. Ricardo Mansur fue dos veces legislador, otras dos intendente y ahora apuesta al Congreso de la Nación.

Más abajo en las listas también hay viejos conocidos, como Guillermo Amstutz, múltiple candidato a casi todos los cargos, incluido gobernador, diputado nacional, senador provincial y varias veces intendente.

"Cuesta mucho, no te dejan meterte, uno tiene que tomar decisiones que son hasta antipáticas para otros dirigentes más grandes. La intención es poder disputar democráticamente diferentes formas de ver la realidad", dijo LeonardoSalvini, un radical díscolo con el acuerdo, que presentó una lista para competir por el tercer distrito en la interna de la UCR.

En este partido habrá internas para elegir los candidatos a concejales. Esa selección se hace por el sistema de preferencia, de manera que en el cuarto oscuro hay una lista con todos los precandidatos y cada elector selecciona sin "listas sábana". En los partidos esos cargos son considerados como las "inferiores" de la política.

En el PJ aseguran que hay renovación por la presencia de concejales en las listas provinciales.Y aunque hay algunos candidatos que "debutan" en las urnas, se trata de personas que tienen años de militancia y cargos ejecutivos encima."Nosotros hacemos una apuesta a la renovación, a pesar de que había muchos dirigentes con experiencia.

La lista de concejales de Guaymallén no supera los 31 años en promedio", aseguró Alejandro Abraham, intendente de ese departamento. Algunos de los nuevos candidatos de ese partido tienen una fuerte ligazón con los "electores" privilegiados", es decir los intendentes. Ignacio Ortigala, por ejemplo, es jefe de gabinete de Guaymallén. Rita Morcos es secretaria privada de Jorge Giménez, de San Martín.

El partido oficialista apuesta todo a municipalizar la elección general, pero los intendentes que se postulan no descuidan sus pagos: sus hermanos se harían cargo de las intendencias.

En elPD también creen que la renovación vendrá de la mano de varios ediles que aspiran a la Legislatura. como Aníbal Ríos y Víctor Babolene.

Entre los candidatos también hay aspirantes a la reelección como legisladores. Entre ellos están Liliana Vietti, Luis Petri, Omar Dengra y Walter Sanz, de la UCR y Confe; Miriam Gallardo, Germán Gómez y Alberto Recabarren, del PJ; Carlos Aguinaga y ErnestoCorvalán, del PD, entre otros.

Comentá la nota