La política habitacional, pilar del Ejecutivo

Según funcionarios del Gobierno, en cinco años se invirtieron unos $ 4.500 millones en obras
Una “pata” de la gestión y un “motor” para la economía. Esos son los calificativos que eligió el secretario de Obras Públicas, Oscar Mirkin, para evaluar el protagonismo que tuvieron los trabajos en 2008. Opinó que el movimiento generó una dinámica diferente en la provincia y que esto generó un círculo que, de acuerdo con su descripción, tuvo el siguiente recorrido: “crecimiento, menor desocupación, más plata en los bolsillos de la gente y mayor consumo”.

Según el ingeniero, este año se invirtió en obras un 20% más que en 2007. “Desde que comenzó la gestión, a fines del 2003 se invirtieron $ 4.500 millones. En los últimos años, los números crecieron un 20 % anual, es decir que entre lo invertido en 2004 y 2008 duplicamos el monto”, especificó. Proyectó que en 2009 se continuará con esta tendencia de crecimiento.

En efecto, uno de los pilares de la obra pública fue la política habitacional impulsada por el Gobierno. “Fue demasiado positivo”, sentenció el interventor del Instituto Provincial de Vivienda y Desarrollo Urbano (Ipvdu), Gustavo Durán, a la hora de trazar un balance del año que finaliza. Los números, según Durán, avalan esa apreciación. “La Nación envió $ 360 millones; estos, sumados a lo que aportó la Provincia, totalizan más de $ 400 millones”, especificó.

Según dijo, los fondos se destinaron no sólo a la construcción de casas, sino también a mejorar las condiciones de miles de viviendas precarias. Durán recordó que el único tropezón para las obras públicas estuvo relacionado con la parálisis producida por el conflicto entre el campo y el Gobierno nacional, ya que se demoraron algunas obras.

Hoy, a las 10, se entregarán las escrituras de la primera tanda de viviendas del emprendimiento Lomas de Tafí. La particularidad es que 100 de las 600 casas serán otorgadas a miembros de fuerzas de seguridad. Estaba previsto que el acto se realizara a mediados del mes, pero las autoridades lo atrasaron para que las unidades tuvieran lista la conexión de gas natural y los trabajos se demoraron debido a las persistentes lluvias. Aún no hay fecha de entrega para las 4.200 viviendas que están en ejecución, pero se estima que hasta 2011 estará concluido el barrio. En el predio de Los Pocitos (Tafí Viejo), el Estado proyecta construir un complejo con 5.000 viviendas.

Comentá la nota