Qué policía actuará ante un piquete en la Ciudad de Buenos Aires

El ministro de Seguridad porteño, Guillermo Montenegro, precisó en Radio 10 las atribuciones que tendrá la nueva fuerza metropolitana. Aclaró las delimitaciones de las funciones que tendrá ante la ocupación del espacio público
Luego de que ayer se realizara la presentación de la Policía Metropolitana, el ministro de Justicia y Seguridad porteño Guillermo Montenegro señaló que la flamante fuerza actuará en todos los casos de contravenciones (hurtos, daños, usurpaciones, ocupaciones) que competen a la Justicia porteña. Explicó, por ejemplo, que en caso de un piquete que bloquee la libre circulación actuará la Policía porteña porque se trata de una contravención a las leyes de la Ciudad.

Señaló que su cartera hará todo lo posible para que se cumpla con la ley que garantiza la libertad de circulación, ya que consideran que es un reclamo de los porteños en un momento en que se "llegó a un punto en que es complejo desenvolverse en la ciudad de Buenos Aires".

"La idea es contar con tecnología que sirva para dos cosas: primero para mejorar la calidad de respuesta del efectivo policial, pero también que permita saber si el policía cumple con su deber, para que nadie pueda sacar los pies del plato", explicó Montenegro.

En ese sentido, subrayó que si bien los efectivos están siendo capacitados, la tecnología "no es compleja de utilizar", ya que la mayoría de los dispositivos se van a manejar a través de computadoras desde la central de la nueva policía, por lo que los efectivos van a poder enfocarse específicamente en su tarea y "no se van a distraer apretando botones".

Asimismo, resaltó la necesidad de una cooperación coordinada con la Policía Federal y contó que por eso mantendrá esta semana una reunión con su par a nivel nacional, Julio Alak.

"El vecino no tiene que tener al preocupación de a qué fuerza llamar, es necesario que llame a un solo número y que se apersone en el lugar quien la que esté más cerca", agregó el ministro de Justicia y Seguridad porteño, y explicó que en caso "de ser un delito federal el detenido irá a las dependencias de esa fuerza, y si es de carácter contravencional a las de la Metropolitana".

Montenegro aclaró que los nuevos efectivos tendrán la potestad de aprehender a los delincuentes y portar armas, como cualquier policía de otra fuerza. Expuso que desde su cartera esperan una "buena predisposición" de la Policía Federal y aseguró que está convencido de que no van a existir "celos" entre ambas fuerzas porque "no se puede caer en la chiquilinada del quién es mejor".

Comentá la nota