Polémica por la selección de un candidato a juez

El Gobierno eligió a un postulante fuera de una terna; impugnaciones de organizaciones civiles
El Consejo de la Magistratura seleccionó una terna de, como la propia palabra indica, tres candidatos a jueces. Y también envió un cuarto postulante para el caso de que uno de esos tres postulantes fuera elegido para otro juzgado. ¿Qué hizo el Poder Ejecutivo? Seleccionó al cuarto y vulneró todas las normativas en vigor.

Lejos de tratarse de un error o de una torpeza, el Gobierno tomó esa decisión meses atrás. Y reafirmó su decisión hace unos días, luego de demorar durante más de tres meses su revisión a pedido del Senado y en razón de la ola de impugnaciones. Pero en vez de modificar su postura, sólo esperó a que el transcurso del tiempo diluyera el problema? y volvió a escoger al cuarto postulante, sin dar fundamentos.

La controversia se centra en el concurso 176 para el Juzgado Federal Civil y Comercial N° 4 de La Plata. En el primer lugar de la terna vinculante, quedó una secretaria de ese mismo tribunal, Adriana Delucchi, seguida de Pablo Cayssials y Leonardo Pastorino.

Como Cayssials también figuraba ternado en otro concurso, el 178, el Consejo envió un cuarto postulante, Alberto Recondo. Pero sólo como "lista complementaria". Es decir, por fuera de la terna.

El problema estalló, sin embargo, cuando la presidenta Cristina Kirchner escogió a Recondo al mismo tiempo que envió el pliego de Cayssials al Senado para otro Juzgado, en vez de esperar, como debía, hasta que se celebrara la audiencia del Senado, los legisladores le dieran su acuerdo al candidato y éste aceptara ese puesto y renunciara a la posibilidad de ganar el concurso 176.

"Dar por supuesto el acuerdo del Senado implica considerar la supeditación de un Poder a otro, lo que es inadmisible en el sistema republicano", alertaron los directivos del Observatorio de la Justicia Argentina, Beinusz Szmukler y María Julia Pérez Tort, al objetar a Recondo. "A ello se añade la total falta de fundamentación de la decisión presidencial, la explicación de las razones que llevan a desechar a la primera de la terna y elegir al indicado en la lista complementaria, cuando la diferencia de puntaje entre ellos es 30", según añadieron.

No fue la única impugnación. Se presentaron la propia Delucchi, la Asociación por los Derechos Civiles (con la firma de su presidente, Alejandro Carrió), Poder Ciudadano, la Comisión Provincial por la Memoria y la Fundación Mujeres en Igualdad, entre otros.

Ante esas observaciones, el presidente de la Comisión de Acuerdos del Senado, Marcelo Guinle (PJ), remitió todo al Ministerio de Justicia. Por entonces, liderado por Aníbal Fernández y, desde principios de julio, por el ex intendente de La Plata, Julio Alak. Pero ninguno de los dos modificó la selección, ni tampoco el secretario legal y técnico de la Presidencia, Carlos Zannini.

"Hechos sobrevinientes"

Por el contrario, el secretario de Justicia, Héctor Masquelet le envió una carta al senador Guinle en la que admitió el error, aunque de manera implícita, pero sostiene que ya se subsanó. "En atención a los hechos sobrevinientes a la elevación de la propuesta del doctor Recondo y al cambio de la situación que se ha operado en torno a su procedencia, el planteo de las impugnaciones ha devenido abstracto", argumentó el funcionario, según consta en la misiva a la que tuvo acceso La Nacion.

La clave, sin embargo, pasa por los postulantes en danza. Cayssials es, hoy, flamante juez en lo Contencioso Administrativo Federal N° 9, además de colega y amigo de un camarista, Sergio Fernández, "decisivo" tanto dentro de ese fuero como en el Consejo de la Magistratura, según coincidieron ante La Nacion numerosas fuentes.

Cayssials trabajó en la Auditoría General de la Nación (AGN), donde un hermano de Sergio, Javier Fernández, se desempeña como auditor general. Más aún, el influyente camarista y el nuevo magistrado comparten la cátedra de Derecho Administrativo II en la Universidad de Lomas de Zamora.

Por su parte, a los 51 años, Recondo carece de trayectoria en el Poder Judicial, aunque en 2001 fue funcionario de Asuntos Legales de un ente del Ministerio de Producción bonaerense. Un legajo que contrasta con el de Delucchi, que ingresó al fuero federal en el cargo más bajo del escalafón. Luego ganó por concurso una secretaría (con una nota final de 9,50) hace 20 años. Desde entonces, ocupa ese cargo, en el Juzgado ahora en disputa.

Comentá la nota