Polémica por la nacionalización de Sefecha

La decisión del gobierno provincial de acordar la nacionalización del servicio ferroviario de pasajeros prestado por Sefecha generó apoyo de distintos sectores de la sociedad sobre la base de que este traspaso a manos de la nación no significa una privatización, sino la posibilidad de que el Estado provincial no tenga que llevar adelante erogaciones para mantener un servicio netamente social.

Si bien gremios, intendentes y empresarios vieron con buenos ojos esta determinación, los sectores políticos de la oposición alertaron que ésta no es una buena decisión y que el gobierno nacional no hizo nada en todos estos años para que la empresa chaqueña cuente con subsidios para afrontar los servicios.

El intendente de Puerto Vilelas, Marcelo González, destacó la importancia de este convenio firmado con la Secretaría de Transporte de la Nación, reunión de la que participó. "Estuve presente en la firma del convenio y para Puerto Vilelas será un paso muy importante. Además, aprovechamos para hacer nuestros planteos como localidad, sosteniendo la necesidad de extender el servicio de transporte ferroviario hasta lo que es el parque industrial de la ex Tamet. Queremos recuperar la traza histórica, especialmente de la zona fabril, teniendo en cuenta la importancia que adquiere el corredor bioceánico. Si bien éste es un anhelo para el transporte de cargas, en lo que concierne a la expectativa de Sefecha permitirá que llegue a la zona costera, que es la más vulnerable, donde viven quienes utilizan este transporte".

González dijo que "se va a mantener el servicio social, si bien el convenio determina que el pasaje lo regula ahora la Nación, la idea es que los costos del boleto de ferrocarril no van a variar. Es sumamente importante, porque no se privatiza, sigue en manos del Estado y al mismo tiempo todo lo que tenga que ver con la parte operativa y de recuperación del servicio estará en manos de la Nación, que tiene recursos incluso para mejorar los salarios del personal".

No es una privatización

El secretario general de la CGT chaqueña, Carlos González, reconoció que hasta el momento no contaban con la totalidad de la información y que se estaba organizando un encuentro con los gremios ferroviarios para conocer su posición al respecto. De todos modos, dijo que "está claro que queda en el marco del Estado, por lo que no es una privatización. Si bien estoy sorprendido, podría tener un impacto positivo, además se restablecería el interés por los distintos troncales".

Más allá de eso, resaltó que "nosotros vamos a acompañar la posición de los trabajadores del sector; pero consideramos que mientras se encuentre en la órbita del Estado es importante, porque está el interés nacional. En principio, esto es algo bueno; pero de todos modos lo vamos a estudiar en profundidad".

Hay que probar

Por su parte, el presidente de la Federación Económica del Chaco (Fechaco), Roberto Lugo, indicó que "no hay problemas, siempre que el gerenciamiento nacional signifique pasar a formar parte de un esquema de redes y que se mantenga el servicio y la eficiencia, y se reduzcan los costos para la provincia".

"Además, está pasando de un Estado a otro. En los lugares que la Nación está en manos de los ferrocarriles están bien desarrollados, esperamos que esa eficiencia se traslade al norte del país. Siempre hay que probar para mejorar, y si no llegase a funcionar está la posibilidad de que vuelva a manos provinciales", expresó.

Comentá la nota