Polémica por el ducto minero de Andalgalá

La posible rotura del ducto minero de la empresa Minera Alumbrera generó una polémica que incluyó versiones cruzadas entre ambientalistas y referentes de la Secretaría de Minería.
Mientras los primeros aseguraban que el caño que transporta material hacia Tucumán había sufrido un daño y que derramó concentrado, el Gobierno afirmó que se trataba de tareas de mantenimiento. El caso incluyó la detención de un hombre que impedía el paso de camiones de la empresa, aunque fue liberado inmediatamente.

Todo comenzó con las versiones que indicaban que camiones de Alumbrera habían estado transportando concentrado, en una maniobra que, entendieron, era similar a la que se produce ante un derrame por rotura del mineraloducto.

Por esa razón, ambientalistas decidieron, a primera hora de la mañana, bloquear el paso de dos camiones Caterpillar de la minera, en la intersección de la pista del mineraloducto con la ruta N° 46.

Uno de ellos fue identificado como Urbano Cardozo.

Los vehículos de la empresa eran escoltados por técnicos de la Policía Minera. En el momento del corte, se dio participación a la fiscal Graciela Nieva. Aparentemente, Cardozo se resistió a la orden de liberar la ruta, por lo que fue detenido y trasladado a la Unidad Regional Nº 4 de la ciudad de Andalgalá. Allí comenzaron a manifestarse los vecinos antimineros, exigiendo su inmediata libertad.

La fiscal Nieva aclararía luego que la detención de Cardozo no duró más de una hora, luego de lo cual fue liberado.

Justificación oficial

En un comunicado de prensa, la Secretaría de Minería aseguró que el material que transportaban los camiones era "suelo con restos de concentrado, actualmente acopiados en bolsas de plástico", que provenía de tareas de limpieza de dos tramos del ducto. Parte de ese suelo estaba impregnado con hidrocarburos, según el organismo.

"Este material se trasladó hasta el área de dique de colas en mina en camiones del tipo volquete, los cuales fueron acompañados en su viaje por una camioneta para escoltar y dar seguridad, en la que se trasportaba personal de apoyo de la empresa minera y técnicos de la Dirección Provincial de Minería en operaciones en el lugar", afirmó la Secretaría.

Fue allí cuando fueron interceptados por los ambientalistas, episodio que derivó en el conflicto.

Comentá la nota