Polémica por declaraciones de Mujica contra el kirchnerismo

En un libro, el candidato oficialista para las elecciones de octubre en Uruguay calificó al peronismo de "patotero" y a la Argentina de un país de "irracionales". El Gobierno no quiso hacer comentarios. El político salió a relativizar sus dichos.
El candidato del oficialista Frente Amplio a la presidencia de Uruguay, José Mujica, desató una fuerte polémica ayer en la Argentina, con la difusión de una serie de declaraciones que hizo en un libro recién publicado. Entre otras cosas, afirma que éste es un país "con reacciones de histéricos, de loco, de paranoico", y sus habitantes "totalmente irracionales". Y arremetió duramente contra el kirchnerismo, al que calificó de "patotero".

Favorito para las elecciones presidenciales del 25 de octubre -aunque es posible que vaya a una segunda vuelta contra el candidato del Partido Blanco, Luis Lacalle- el ex líder tupamaro, de 74 años, se expresó así en el libro "Pepe Coloquios", del periodista Alfredo García, que se lanzó el domingo en la Feria del Libro de Montevideo.

Sus palabras calentaron la campaña en Uruguay, días después de reunirse con la presidenta Cristina Fernández de Kirchner y de hacer un acto multitudinario en Buenos Aires para buscar el voto de los uruguayos residentes aquí. Y ayer, justamente, Lacalle se encontraba en esta ciudad.

A última hora de ayer el candidato oficialista afirmó ante la agencia DPA que "nunca" dijo que los argentinos son patoteros y atribuyó el impacto de sus recientes declaraciones a la campaña electoral en su país. Respecto del matrimonio Kirchner, Mujica precisó: "No tengo elementos para decir que son patoteros; no tengo dudas de que son peronistas", remarcó.

Mujica también insistió que sus expresiones son "opiniones genéricas", pero sugirió que "hablen con los argentinos". "Lo que levanto es lo que dice el pueblo argentino. Dicen que ellos serían Canadá y que la culpa de que no sean Canadá la tiene el sistema político".

Las declaraciones difundidas también alimentaron la tensión entre ambos países, justo cuando en la Corte Internacional de La Haya se realizan las últimas audiencias por el conflicto por la pastera Botnia. El Gobierno argentino, sin embargo, no quiso hacer comentarios. Consultado por una radio, el jefe de Gabinete, Aníbal Fernández, dijo que no hablaría del tema.

El semanario Búsqueda difundió ayer en su portada tramos de las respuestas de Mujica, en especial contra Argentina, y la polémica no tardó en cruzar el Río de la Plata. De todos modos, el autor del libro -director del semanario "Voces del Frente", de militantes frenteamplistas- explicó que el tono de las palabras de Mujica no fue "de confrontación", y aseguró que las opiniones sobre la Argentina aparecen en unas pocas páginas del libro (ver pág. 25).

Argentina "es un país que se despedaza al pedo", afirmó Mujica en relación al conflicto entre el Gobierno y las entidades rurales. "Burro el gobierno y burro el campo, burros todos. ¡Tenían una cosecha de veinticinco mil millones de dólares! De soja. Y se ponen a pelear, en momentos de decir: 'vendé, después nos peleamos, pero primero vamos por la plata'. Perdieron más de siete, ocho mil millones de dólares, perdieron todo, lo evaporaron", criticó. "Son totalmente irracionales", agregó.

Además, dijo que el peronismo es "un fenómeno incomprensible". "Lo más curioso es que este gobierno es de lo mejor que ha tenido Argentina, como gobierno de izquierda. Ahora, son peronistas, patoteros. Dios me libre". También dijo que "en la Argentina tenés que ir a hablar con los delincuentes peronistas, que son los reyes", "verdaderos señores feudales". Sobre el ex presidente Carlos Menem, afirmó que "también era peronista, de derecha y mafioso, ladrón". De los radicales señaló que "son buenos, pero nabos."

Argentina "no es un pueblo de tarados" ni una "república bananera" pero "el problema es político" dijo. Este país es "un misterio" que "no llegó al nivel de la democracia representativa" y "la institucionalidad vale un carajo", completó.

Senador, ex ministro de Agricultura del gobierno de Tabaré Vázquez, el lenguaje franco a Mujica a menudo le trae problemas. Desde Montevideo, el embajador argentino, Hernán Patiño Mayer afirmó: "No voy a hacer declaraciones en base a lo que parcialmente se publicó. Leeré el libro y veremos".

"Pepe Coloquios" recoge 14 entrevistas al candidato realizadas entre marzo y julio, en las que aborda diferentes tema de política nacional y uruguaya. Sobre Cuba, dijo que "se cae a pedazos, se cae de vejez".

Comentá la nota