¿Polarización?

Andalgalá © - En notas anteriores comentábamos que en el espectro político de Andalgalá se habría producido una suerte de polarización entre el PG de José Perea y la Alianza Catamarca Para Todos de Carlos Haddad en cuanto a la opinión de los votantes, pero dejábamos abierta la posibilidad de que tal situación se podría modificar cuando aparecieran otras fuerzas y sus respectivos nombres como para seducir al electorado.
En esa sentido ya se conocen todos los candidatos a concejales que los partidos proponen y más de una conjetura se teje y desteje en los círculos opinólogos y muchas expectativas en la comunidad y en el interior de cada candidato, a pesar de que éstos, saben “in péctore” cuál será su perfomance en el próximo comicio. De ese modo, los hay aquellos que sueñan con acceder a una banca para cobrar el sueldo, los que sienten la mística partidaria, los que quieren revertir los rumbos institucionales del municipio y los que se saben triunfadores, aún sin fundamentos.

La gran sorpresa fue la nominación de Adán “Sauce” González que fue tomada por propios y extraños como una alternativa válida, teniendo en cuenta el contexto.

La candidatura que no produjo ni sorpresa ni expectativa es la de Alcira Moreno, a quien no se le desconoce su valía personal, pero –según los que saben- no traza el perfil del concejal que el municipio de Andalgalá necesita en esta etapa de su funcionamiento. Naturalmente el FCyS tiene su caudal cautivo pero en esta oportunidad se presentará con un radicalismo atomizado que acaso le cueste el “prestigio” del gobernador Brizuela del Moral que apostó sus fichas a ella, pasando por el cadáver del “Tavo” Álvarez, ganador de la interna y legítimo presidente del comité departamental y hacia quien se dirigían todas las miradas.

Por la vereda opuesta se presenta Sergio Martínez por la Alianza de los Pueblos cuyo eje de discurso es la lucha en contra de la minería, que también posee su propio caudal.

Algunos apresurados ya hacen sus composiciones. Pontifican que van a entrar “uno, uno y uno”. Ello no sería raro si solamente existieran dos partidos, pero en este caso hay cinco y esa paridad debe ser definida con el vaticinio, el conocimiento de la idiosincrasia del andalgalense y alguna aventura intelectual de video casetera:

Martín Garay, Adán González y Luis Valdéz.

Martín Garay, Adán González y Sergio Martínez

Y otras composiciones por el estilo. Si la gente lo dice, así deberá ser, si consideramos aquello de “Vox Pópuli, Vox Dei”.

Pero claro faltan aún algunos días para el comicio y el departamento Andalgalá da para cualquier cosa en su afán de ser impredecible. Lo que si es cierto, es que ya no hay polarización en Andalgalá.

Comentá la nota