No podrán protestar más contra Botnia: se vendió

La casa matriz de la compañía finlandesa Botnia informó que UPM, otra celulosa de Finlandia, comprará todas las acciones de la fábrica que la empresa tiene en la localidad uruguaya de Fray Bentos.
El pase de manos de esa planta situada a orillas del río Uruguay llegó antes de que finalice el juicio que los gobiernos uruguayo y argentino mantienen ante la Corte Internacional de Justicia de La Haya. La contienda legal comenzó luego de que las autoridades locales y grupos de vecinos de la provincia de Entre Ríos acusaran a Uruguay y a la firma finlandesa de contaminar el medio ambiente.

Hoy, UPM tiene el 47% de las acciones de Botnia en Uruguay y Finlandia, y es socia de M-Real y Metsäliitto, las otras dos compañías que tienen el 30% y el 23% de Botnia, respectivamente.

Según trascendió, UPM pagará 1,6 mil millones de euros por el 53% de las acciones que hasta ahora controlan sus socias competidoras, pubicó el diario Crítica de la Argentina.

"La venta de la planta es un paso muy interesante. UPM es una empresa multinacional de la industria de la celulosa que factura más de 10 mil millones de euros al año, tiene más de 20 mil empleados y operaciones en 14 países", dijo el gerente general de la fábrica de Fray Bentos, Ronald Beare, quien adelantó que Botnia facturará 500 millones de dólares este año.

Antes de la apertura de esa planta, en noviembre de 2007, los vecinos de esa provincia cortaron el paso en todos los puentes sobre el río Uruguay que unen ambos países, en señal de protesta. Desde entonces, el conflicto continúa.

Comentá la nota