"No podemos ser los primeros en quedar fuera de la Copa"

"No podemos ser los primeros en quedar fuera de la Copa"
RIVER: Astrada arrancó su nueva era intentando motivar al grupo y, con optimismo, le planteó el principal objetivo para estas 12 fechas. "Si sumamos, no vamos a tener que fijarnos en el promedio", dijo el DT de un club que desde el 95 participa sin ausencias en la Libertadores.
"Tenemos que estar todos unidos para sacar esto adelante. Acá hay buen material y por eso nos cuesta entender el momento que están pasando. Para nosotros hubiera sido más fácil quedarnos en nuestras casas tomando mate, pero confiamos en ustedes. El campeonato ya está lejos, pero tenemos que sacar puntos para entrar en la Copa. No nos podemos quedar afuera de la Libertadores".

Ocho minutos duró el primer monólogo de Leonardo Astrada ante sus nuevos jugadores. Después de los 180 segundos que duró la presentación del cuerpo técnico a cargo de José María Aguilar, el Negro se llevó a todos los profesionales (incluidos cinco juveniles que están en Reserva) hasta el medio de la cancha, se sentó encima de una pelota y trató de levantarles la moral, inyectarles confianza y plantearles el objetivo para estas 12 fechas que quedan del Apertura. Por supuesto quiere revivir a este River golpeado, pero no se conforma con eso. "Hace 20 años que viene jugando la Copa y no podemos ser los primeros en no hacerlo", remarcó el técnico en la conferencia de prensa, aunque son 15 los años consecutivos sin ausencias de los de Núñez en la Libertadores. En el 94 fue la última vez que no participó y se podría repetir en el 2010 si no remonta los siete puntos que lo separan de Banfield. Vélez y Estudiantes ya están adentro por ser los campeones del Clausura y de la última Copa. Falta el que gane este torneo y los tres mejores de la tabla anual.

El Jefe, obvio, prefiere mirar esa tabla antes que la del descenso. "Si sumamos, no vamos a tener la necesidad de fijarnos en el promedio. En la medida que no ganemos sí habrá que estar atentos", explicó el hombre que, cuando se fue de Núñez hace cuatro años, tenía a River primero en los promedios. Para volver a esos tiempos es que Astrada le manifestó al plantel que quiere un equipo potente, aguerrido, que esté encima del rival. Y no lo demostró sólo con palabras sino que también se lo remarcó en la práctica. "Pasé momentos peores", aclaró por las dudas. Al flamante DT se lo vio activo, muy encima de sus jugadores y, para reafirmar las ideas, terminó la tarde con otra charlita de siete minutos. Como para que todos se graben bien su mensaje. "Hay que olvidar el pasado, pensar en el presente y en lo que puede venir. El equipo necesita orden y equilibrio para recuperar el nivel futbolístico. Nosotros no somos los salvadores", comentó al final de la tarde en Ezeiza, de donde se llevó una preocupación: la falta de situaciones de gol.

Ese será unos de los puntos en los que el Jefe deberá trabajar desde hoy y hasta el lunes, cuando le toque debutar justo ante Américo Gallego: "Con el Tolo tenemos una relación de mucho afecto, fue uno de los que más me enseñó, pero quiero ganarle". ¿Qué equipo pondrá para conseguir esa primera meta? El 4-3-1-2, repitió, es el esquema que más le gusta y quiere ver cómo evolucionan Gallardo, Ortega y Barrado para definir a los primeros 11 de su segunda etapa en el banco de Núñez. "La idea es que todos estén al 100% y no arriesgar, porque después tenemos un partido importante con Huracán y otro con Boca".

A las 14.33 fue de los primeros en llegar al predio de Ezeiza. Unos minutos después de las 19, salió. Había completado su primer día como nuevo técnico de River. Sus primeras horas de un desafío distinto, que no apunta a salir campeón sino a ganar como se pueda y a sumar puntos. Hoy nadie le pide gustar ni golear. "Hay que ganar, lo sé. Para mí lo más fácil hubiera sido decir 'me quedo en mi casa'. Pero fui criado acá y, pese a todo, no podía decir que no".

Comentá la nota