Pocas salidas para los obreros pesqueros en SAO

Pocas salidas para los obreros pesqueros en SAO
Por ahora aceptarían autogestionar su trabajo, a la espera de algo más seguro. Tomarán todo el pescado remanente que otras firmas no alcanzan a procesar.
SAN ANTONIO OESTE (ASA).- Los 120 obreros de Marítima ´San José´ aceptarían la propuesta de procesar en la planta el pescado que queda como remanente de otras firmas que no tienen la capacidad para elaborar la totalidad de sus capturas, trabajando a porcentaje, mediante un acuerdo que los convertiría en una suerte de cooperativa.

La propuesta fue debatida en asamblea ayer a partir de las 10 por los trabajadores y los delegados de planta, que les informaron el oscuro panorama que quedó develado en la reunión del miércoles, luego de que el posible inversor desistiera de asociarse con la pesquera que se encuentra al borde de la quiebra.

"Existen dos empresas, Camaronera y Calme, que están dispuestas a ceder el pescado excedente para que los empleados realicen el ´fasón´, y estas mismas firmas interesadas serían las que luego comprarían la materia prima procesada, que por el esquema propuesto entregarían a principios de semana y abonarían los viernes, al retirarla", expresó Daniel Lavayén, el secretario de Producción de la provincia.

"Evidentemente pese a que la operatoria sería sólo transitoria el tema no es sencillo, porque ´San José´ aseguró que ni siquiera puede hacerse cargo del pago de los servicios para mantener en funcionamiento la planta, y ese dinero, cuando se ponga en marcha el tema del ´fasón´ tendrán que cubrirlo los trabajadores con la ganancia que obtengan", precisó el funcionario.

Debido a la dificultad de darle un marco legal a esta nueva y modesta posibilidad, durante la tarde del miércoles y la mañana de ayer el director de pesca, Miguel Alcalde, estuvo reunido en Buenos Aires con el titular de la firma, Francisco Caló, sus abogados y el representante legal del Ministerio de la Producción, buscando elaborar el texto del acuerdo que posibilite poner en marcha la modalidad.

Por otra parte, se anunció que en los próximos días, cuando finalmente se celebre el convenio, se realizará una reunión en la Secretaría de Trabajo local para darle forma a la figura bajo la cual trabajarán los empleados, que debe contemplar a todas las partes involucradas (´San José´, empleados y firmas que aporten el pescado para procesar).

Sin embargo, los delegados de planta y el titular del Sindicato de Trabajadores de Industrias de la Alimentación (STIA), Juan Ortiz, saben que trabajar sólo con la materia prima cedida por dos firmas será insuficiente, y apuntan a convencer a los dueños de las embarcaciones que trabajaron para la empresa y dejaron de hacerlo por falta de pago para que vuelvan a pescar para ellos, formando parte del nuevo convenio.

Para eso la provincia tendría que habilitar la posibilidad de que las 1.800 toneladas de cupo que le quedan por pescar a ´San José´ puedan ser utilizadas por la cooperativa en ciernes.

Por otra parte, la provincia se encuentra gestionando la extensión de la inclusión de ´San José´ en el plan nacional de salvataje pesquero, para que los obreros no pierdan los $600 que aporta Nación mensualmente.

"Todo esto es muy difícil, pero queremos mantener la fuente de trabajo, por eso tratamos de buscar soluciones, aunque sólo aceptaremos por un mes esta modalidad", expresaron los delegados.

Daniel Lavayén, opinó que "esto sería transitorio hasta que la firma encuentre un socio, aunque si no aparece podemos recuperar el cupo".

Comentá la nota