Los pobladores de Gaiman se movilizan hoy pidiendo que se aclare el caso de la docente jubilada desaparecida

Trelew (Agencia) La comunidad de Gaiman se concentra hoy a la tarde al frente del Concejo Deliberante del pueblo, pidiendo que se esclarezca la misteriosa desaparición de la docente jubilada de 67 años, que desde hace doce días tiene alarmados y desconcertados a los habitantes de la localidad valletana, situada a 10 kilómetros al oeste de esta ciudad.
Como se recordará, de Ana María Fontana no se supo más desde aquel viernes 21 de agosto, al momento en que salió en su auto desde la chacra en donde vivía junto a un hijo de unos 20 años, presuntamente a buscar al muchacho que estudia en una escuela de Trelew. El caso acentuó aun más sus oscuros ribetes cuando su vehículo apareció abandonado en el parque industrial de Trelew; a las pocas horas que la policía tomara conocimiento de su inexplicable ausencia.

Carlos Pascual, quien es bibliotecario de la Escuela 100 de Gaiman, el establecimiento educativo en el que la mujer fue docente y después directora, afirmó ayer al hablar con Crónica que con esta concentración que se realizará hoy a las 17,30 en el centro del pueblo apelan a los sentimientos de cada uno de los pobladores, "a que reflexionemos un poco", subrayó, "porque esta vez le tocó a Anita (Fontana) pero le podría haber pasado a cualquiera de nosotros", dijo.

"Pedimos que la comunidad no se quede en sus casas, dado que esto no tiene ninguna bandería política, religiosa, ni de ninguna otra índole. Simplemente nos vamos a manifestar demostrando nuestro interés, porque preocupándonos por este caso lo estamos haciendo también por la seguridad de nuestro pueblo", agregó Pascual.

-¿Cómo está Gaiman después de esto? Le preguntó Crónica. "Desde ya que el pueblo está alarmado, alborotado. Hay mucha incertidumbre y mucho miedo", aseguró. "Porque al analizar que así como fue ella le podría haber tocado a cualquiera de nosotros, digamos que hay gente que se está replanteando determinadas cosas y estamos actuando en general todos con mucha más precaución, porque hay miedo", acotó y añadió: "En el pueblo hay mil versiones pero son todas sin asidero, comentarios de vereda, pero en concreto no hay nada, en absoluto".

-¿Y cómo era el perfil de Ana? Se insistió: "Muy trabajadora, muy organizada. Familiarmente era ella y el chico, nada más, los más allegados. Y siempre se manejaron juntos, en todas las actividades que hacía. Era parte de las actividades del club Argentinos del Sur y muy activa. Siempre trabajó ahí en todas las actividades culturales, en cenas y en todo lo que organizara el club pero siempre estaban los dos (junto al hijo)", contó. "Ella era una persona de hábitos muy constantes, muy organizada, y no da la pauta que pudiera haber hecho algo de eso (algún viaje sorpresivo)", sostuvo Pascual.

-¿Y qué cosas se han replanteado en el pueblo a partir de este hecho? Insistió este diario. "Y hemos escuchado comentarios, sobre todo de la gente mayor, que dicen que están poniendo un poco más de cuidado en sus propios movimientos; en cerrar las puertas más temprano, en todo ese tipo de cosas. Este caso ha alarmado a la comunidad. Aunque las costumbres en cuanto a la seguridad han venido cambiando hace rato porque éste ya no es más el pueblo que era antes", aseguró Pascual.

Según se supo y lo confirmó el docente, en la concentración de hoy se analizará si se realiza "una marcha del silencio" por las principales calles del pueblo y que también se establecerá la periodicidad con que se llevara a cabo la movilización, a la que los organizadores también invitaron a los pobladores de la zona rural y a todo aquel que quiera sumarse.

Comentá la nota