Plataformas ya buscan petróleo y gas en el Golfo San Jorge

Con la visita de la presidente a la plataforma Ocean Scepter quedó formalmente inaugurada la exploración en busca de petróleo y gas en la cuenca del Golfo San Jorge, retomando la actividad hidrocarburífera en una zona que había visto por última vez tales movimientos en la década del 70, con la entonces plataforma General Mosconi.

La inversión de esta operatoria es de 150 millones de dólares, a lo que podrían sumarse nuevas iniciativas.

La búsqueda de hidrocarburos en el mar implica la decisión de abrir las fronteras de las 5 cuencas que hoy están en producción en el país, caracterizadas por la avanzada madurez de sus yacimientos y en un contexto en el que la inversión exploratoria ha venido decayendo en los últimos años.

Indicios

Los indicios de presencia de petróleo en el Golfo ya habían arrojado señales positivas en la década del 70 y principios de los 80, cuando se registraron más de 26 perforaciones en el mar de la región. Sin embargo los volúmenes de ese entonces y las condiciones existentes en aquel momento no hicieron viable una explotación a escala comercial.

La expectativa actual está centrada en que la nueva tecnología disponible y los altos precios internacionales permitan una explotación racional de potenciales descubrimientos. Sin embargo la crisis financiera internacional ha vuelto a plantear interrogantes en torno al desarrollo de la actividad, sobre todo por las señales que han mostrado tendencias a la baja en el precio internacional del crudo durante las últimas semanas.

Dos cuencas

Antes de llegar a la etapa de análisis de factibilidad de la fase de explotación, habrá un período de entre 18 y 24 meses signado por la exploración.

Al concluir la primera perforación, la plataforma será trasladada hacia la cuenca Austral, donde realizará también un pozo para el consorcio Enap Sipetrol-Enarsa-YPF.

Posteriormente retornará al San Jorge, donde completará un total de 4 pozos, 3 en Chubut y 1 en Santa Cruz.

Desde la nueva conducción de YPF en Argentina, encabezada por el grupo Petersen de la familia Eskenazi, se enfatiza el objetivo de recuperar las reservas energéticas para el país y se ha tomado a esta tarea exploratoria como el posible inicio de una serie de inversiones en la materia.

En esta primera operatoria se trata de un desembolso del orden de los 150 millones de dólares.

Tecnología

La Ocean Scepter tiene un casco que se eleva sobre el nivel del mar apoyándose en sus patas asentadas en el lecho marino, y un equipo de perforación de última generación. El posicionamiento en el sitio de perforación se realiza mediante dispositivos satelitales, luego los soportes son bajados con un mecanismo de cremalleras hasta el fondo marino.

Objetivos

El objetivo principal de la exploración es identificar la potencialidad del área como productora de hidrocarburos. En una segunda fase del proyecto se avanzará en pruebas piloto que permitirán delinear el posible desarrollo de la zona, y estimar así, la potencialidad de invertir cerca de mil millones de dólares.

Comentá la nota