Plantearon inconstitucionalidad del Jurado de Enjuiciamiento.

El Colegio de Abogados de Tucumán realizó la presentación ante la Corte Suprema , advirtiendo que la preeminencia oficialista en la integración de ese órgano vulnera principios constitucionales(...)

El Colegio de Abogados de Tucumán (CAT) está decidido a dar pelea por todos los frentes para evitar que el Poder Ejecutivo cuente con las herramientas legales que le permitan obrar con discrecionalidad en los procesos de designación y remoción de magistrados.

El último viernes, la entidad colegiada elevó un planteo ante la Corte Suprema de Justicia, solicitando que se declare la inconstitucionalidad de la norma que dispone la integración de un Jurado de Enjuiciamiento (JE), con preeminencia de representantes oficialistas, como órgano encargado de estudiar y sancionar la conducta de los jueces inferiores.

Conforme a lo dispuesto por la Constitución sancionada en 2006, el JE estará integrado por cinco integrantes de la Legislatura, uno del Poder Ejecutivo, uno de la Corte Suprema de Justicia y un representante de los abogados en ejercicio de la profesión.

La Legislatura ya designó a sus cinco representantes: Antonio Raed, José Gutiérrez, Mirta Gutiérrez, Miriam Gallardo y Alejandra Cejas (todos del oficialismo); y el Ejecutivo nombró al secretario General de la Gobernación, Ramiro González Navarro. En tanto, la Justicia estará representada por el titular de la Corte, Antonio Gandur, mientras que los abogados tienen tiempo para elegir a su delegado hasta el próximo 3 de julio, según lo establece una norma recientemente sancionada por la Cámara y que también fue objetada judicialmente por la institución colegiada la semana pasada.

Esa clara mayoría de representantes del oficialismo, según advirtió el titular del CAT, Eudoro Aráoz, "no solo vulnera principios constitucionales, sino que, además, representa un serio riesgo para la independencia del Poder Judicial y la estabilidad de sus integrantes".

Los riesgos

A la hora de justificar el planteo presentado para frenar la integración del JE, el letrado aseguró que "tal como está planteado en la Constitución, por decisión del oficialismo, la conformación de este órgano es totalmente inconstitucional, debido a que seis de sus ocho miembros, es decir las dos terceras partes, pertenecerían al poder político y fundamentalmente al partido gobernante".

"Esto significa que habría una mayoría política que terminaría quitándole neutralidad y transparencia al Jurado de Enjuiciamiento y convirtiéndolo, no en un instrumento para juzgar la conducta de los magistrados, sino en una peligrosa herramienta para docilizar a los jueces", advirtió Aráoz, en declaraciones a EL SIGLO.

Una interminable pelea

Es oportuno recordar que el CAT ya había planteado la inconstitucionalidad del JE, primero ante la Cámara en lo Contencioso Administrativo y luego ante la propia Corte, aunque sin obtener un fallo favorable.

En cambio, la institución colegiada sí consiguió que la Justicia le ponga freno al artículo de la Constitución 2006 que dejaba en manos del PE la integración del Consejo Asesor de la Magistratura como órgano para la selección de jueces en Tucumán.

También el CAT obtuvo un fallo favorable en el juicio iniciado contra la Ley de Subrogancias con la cual el oficialismo pretendía cubrir los 29 cargos vacantes que se produjeron en los últimos meses en la Justicia, con la jubilación de otros tantos magistrados seducidos por el "jugoso" beneficio del 82 por ciento móvil.

Debido a esas dos últimas sentencias, todavía no se puede avanzar con la cobertura de los juzgados vacantes, lo cual generó una grave situación que pone en riesgo la administración de justicia en la provincia.

Frente a ese panorama, desde el CAT propusieron que la Legislatura sancione una ley ordenando la creación de un CAM, bien equilibrado en su integración y sin ningún representante del Poder Ejecutivo.

La respuesta del Gobierno fue bastante ambigua. A regañadientes, José Alperovich terminó aceptando que el PE esté ausente en el órgano; aunque decidió postergar su puesta en funcionamiento para después de los comicios del 28 de junio.

Al respecto, Aráoz lamentó que en estos momentos no haya ningún tipo de conversación entre las partes "para resolver este grave problema que es la falta de un sistema para cubrir los cargos vacantes en la Justicia".

El referente de los abogados admitió que "es entendible que el oficialismo y los demás partidos estén en campaña electoral, lo cual es una actividad importante porque dependen muchas cosas de ese resultado electoral", aunque aclaró que "también es imprescindible que Tucumán tenga jueces cuanto antes y que se solucione el problema de los juzgados que están colapsados por la falta de coberturas. Esto no es una solución que reclama el CAT, sino toda la sociedad, que ve sus causas demoradas y una Justicia que no puede darle respuestas en tiempo y forma", sentenció.

Busquedas de temas relacionados

Comentá la nota