La planta produce huevo líquido y en polvo OVOPROT: "Somos una empresa que tiene conciencia y respeta el medio ambiente"

Había sido cerrada el jueves por la Comuna, por quejas de vecinos por malos olores. Pero desde el lunes volvió a abrir las puertas. En la fábrica aseguran que no se usan ni generan desechos tóxicos en el proceso, a contramano de lo que denunciaban ambientalistas.
La clausura de OVOPROT, una empresa radicada en el barrio Pellegrini de Pilar, apenas duró horas. Las suficientes, según los responsables de la planta, para poner a punto la fábrica de tratamiento de efluentes, que literalmente había dejado de funcionar, lo que generaba malos olores en la zona.

Pero desde la fábrica, salieron a cuestionar las denuncias públicas que sobre ella arrojaron vecinos y ambientalistas, quienes señalaban que los desechos que genera la empresa son tóxicos y hasta pueden generar la muerte de plantas, animales y personas.

"Es insólito que puedan decir y algunos creer que una planta que trabaja sólo con material orgánico pueda estar envenenando el agua y el aire. Se llegó a manifestar que el desecho del huevo, en contacto con el agua formaba ácido sulfúrico: ¿qué pasa entonces si como huevo y luego tomo agua?", se preguntó el Gerente de Planta Ovoprot en diálogo con Pilar de Todos, Gonzalo Follonier.

"Nos clausuraron por un problema de parámetros que tuvimos dentro de la planta de tratamiento, pero ya al día siguiente estaban las medidas tomadas y la planta encauzada dentro de las formas normales de operación. De hecho estamos recibiendo la visita de la Subsecretaría de Medio Ambiente en forma diaria, quienes están monitoreando y trabajando en conjunto con nosotros para ver las modificaciones que hay que hacer y evaluando un cronograma de obras que ya presentamos en la municipalidad", añadió.

Ese cronograma tiene que ver con la incorporación de un equipo importado de Italia que se usará para el tratamiento de todos los efluentes.

Ovoprot señaló que el equipo estaba parado en la aduana, pero ya destrabaron la entrega y estará puesta en funcionamiento el 17 de noviembre.

-Pero los malos olores no se dieron uno o dos días, sino durante un par de semanas-, inquirió Pilar de Todos

-Sí, previo al pasado jueves hemos tenido eventos de mal olor en la pileta, pero en ella influyen mucho los factores climáticos, temperatura, viento, o lluvia, la que no nos favorece en lo absoluto. En la pileta viven bacterias que degradan el material de desecho antes de ser volcado al Río, y las bacterias literalmente se murieron y dejaron de cumplir su rol-, respondieron Follonier y Juan Antonio Perea, uno de los titulares de OVOPROT.

PDT: ¿Por qué influye la lluvia en la aparición de olores?

Follonier: Nos aumenta mucho el caudal a tratar y la planta recibe un volumen excedente para lo que no está preparada.

PDT: ¿Cómo reciben las quejas permanentes de los ambientalistas?

Follonier: Hay distintas disposiciones y mucha disparidad de criterios. Nuestro efluente por las características que tiene nuestra actividad no tiene ninguna sustancia tóxica. Es solamente agua y materia orgánica. Yo hasta llegue a escuchar que el huevo cuando entraba en contacto con el agua producía acido sulfúrico y eso es absolutamente imposible. Es un error de interpretación, producto de la mala información. El huevo cuando entra en contacto con el agua no produce ninguna sustancia tóxica. Por supuesto que el olor es desagradable y no le gusta a nadie, en eso estamos todos de acuerdo, pero ese olor no va a matar ni a los peces ni a la gente.

PDT: Pero ustedes fueron acusados justamente por una alta mortandad de peces en el Luján, hace unos dos años

Follonier: Para la persona que hizo esa acusación hay que aclararle que la mortandad se produjo aguas arriba de donde nosotros volcamos y las contaminaciones nunca van a contra corriente. La mortandad existió pero fue aguas arriba.

PDT: Vecinos señalan que la planta necesita algún elemento que por costos la empresa no lo afronta y no lo utiliza

Follonier: A mí me gustaría saber según el criterio de esas personas qué es lo que está haciendo falta. Estamos abiertos a recibir consejos y opiniones de cualquiera, no somos una empresa cerrada a las opiniones del exterior, pero si alguien sabe, conoce y tiene experiencia y sabe que es lo que habría que hacer para solucionar el tema bienvenido sea. Nosotros estamos investigando permanentemente y en contacto con la empresa que nos provee de aire y oxígeno. Y ellos están constantemente actualizados y tienen experiencia con el trabajo con distintos tipos de efluentes.

La pileta

Desde Ovoprot explicaron que los desechos que genera la producción "tienen en su gran mayoría agua, y restos de materia orgánica, como grasa y proteínas"

"Se trata de restos de huevo básicamente. Tenemos una biomasa de bacterias (en la planta de tratamiento) que son las que degradan esa materia orgánica. Y por ser esa biomasa una sustancia biológica va creciendo dentro de la pileta y eso necesita tener un balance que es lo que se fue de parámetro, lo que se reflejó en los índices de Demanda Biológica de Oxígeno (DBO) y Demanda Química de Oxígeno (DQO)", explicó en referencia a dos índices que permiten identificar sustancias contaminantes en el agua.

De todos modos, Perea y Follonier reiteraron que OVOPROT no produce ni trabaja con sustancias tóxicas. "Hay mucha animosidad para con la planta, y quizá tenga que ver el hecho de que estamos rodeados de casas, y en un lugar visible, además de el evento que tuvimos que nos generó la clausura. Pero hay que insistir y llevarle tranquilidad a la gente: no tiramos veneno en el agua ni en el aire", señalaron desde la productora de líquido y en polvo.

-¿Cuándo se levantó la clausura?-, consultó Pilar de Todos.

-El lunes, cuando la pileta comenzó a trabajar mejor, porque se fue degradando el desecho que tenía. Pero en el Municipio tienen un plan de trabajo nuestro que estamos cumpliendo, pero tuvimos el excedente de efluentes y el desequilibrio con las bacterias. Lo que hay que destacar es que OVOPROT tiene conciencia ambiental y somos respetuosos del medio ambiente. Y que el vuelco de nuestro efluente no mata peces, no mata plantas, no mata gente, no mata ningún animal, ningún ser vivo. Admitimos que no tiene que haber malos olores y para eso estamos trabajando, y durante 3 años no tuvimos problemas, pero para graficar se podría decir que se nos murió la pileta, ya que se trata de bacterias. Para ejemplificar podemos decir que durante 7 años estamos participando del plan PROPICIAR (de la Secretaría de Medio Ambiente) y en todo ese tiempo nos han sacado innumerables muestras y en esos registros se puede chequear nuestra evolución. Sabemos que como estamos en una zona urbana, que cada vez crece más, lo que nos expone, estamos más en el ojo de la gente y de los medios. Pero hay que llevarle tranquilidad a la gente y asegurarles que nosotros no trabajamos con desechos tóxicos de ningún tipo, y que estamos poniendo todo a punto para que no haya olores desagradables. El proceso de tratamiento es uno de los procesos de la planta, no es que nos olvidamos. Invertimos mucho dinero y tiempo para que todo salga bien-, cerraron Perea y Follonier.

Comentá la nota