Planes Jefes de Hogar piden el pase a planta

Los planes Jefes y Jefas de Hogar de la Provincia están en una encrucijada. Hace años que reclaman que el Gobierno tome la decisión de incorporarlos a la planta permanente del Estado, ya que cumplen con la contraprestación laboral en escuelas y otros organismos públicos a cambio de 150 pesos y algún adicional. Ese reclamo no ha sido atendido.
Ahora, varios deben optar por permanecer en ese programa o pasarse al plan de la asignación familiar universal, que no exige trabajar ya que está destinado a desocupados. Y además tiene el beneficio de que perciben más dinero ya que por cada hijo menor de 18 años cobran 180 pesos.

La Central de Trabajadores Argentinos (CTA) denunció que el Gobierno Provincial y los municipios pretenden sacarles los puestos laborales al darse de baja del plan Jefes y Jefas. Incluso a algunos beneficiarios se les indicó que no concurran más a sus lugares de trabajo.

Ayer a la mañana, delegados de la CTA fueron a Casa de Gobierno con la intención de entregarle un petitorio al gobernador Oscar Jorge para reclamar su incorporación como empleados. Como Jorge no estaba, dejaron en mesa de entradas el escrito.

En la Provincia hay unos 500 trabajadores en esa situación, la mayoría son porteros en las escuelas.

La CTA reclama el blanqueo de estos trabajadores.

Comentá la nota