Plan de contingencia energético

La medida de fuerza dispuesta por el sindicato de petroleros motivó que la empresa Camuzzi notificara a la Dirección Provincial de Energía que debe restringir al máximo el consumo de gas en las plantas de generación de electricidad. Por tal razón, desde el ente provincial se dispuso un plan de contingencia para atender la emergencia y se requirió a la población que reduzca la demanda eléctrica. Desde el gremio se aseguró que la protesta que afecta a todos los yacimientos de la provincia no pone en riesgo la provisión de gas.
La decisión adoptada por los gremios petroleros de cortar los ingresos a todos los yacimientos hidrocarburíferos de la provincia (ver nota "Petroleros…") motivó que la Dirección Provincial de Energía dispusiera un plan de contingencia para afrontar la situación de emergencia que ocasionaría una baja en el abastecimiento de gas a las centrales de generación eléctrica.

Desde lo DPE se informó que a raíz de esa protesta se ha registrado "la restricción de gas transportado en el gasoducto General San Martín, que compromete también el abastecimiento del suministro a las centrales de generación eléctrica, debido a la solicitud de Camuzzi Gas del Sur SA de restringir al máximo el consumo de gas".

Para poder afrontar sin mayores trastornos esta situación, la DPE solicitó "a los más importantes consumidores de Ushuaia y Tolhuin" y al resto de los usuarios "que reduzcan su demanda eléctrica a efectos de minimizar las consecuencias que puede traer aparejadas de persistir el faltante de gas en el gasoducto".

La medida de fuerza de los petroleros alcanza a los yacimientos ubicados en Cullen, Alfa, San Sebastián, Cañadón Piedra y Estancia San Luis. En Río Grande, el Municipio dispuso como medida de emergencia reducir la iluminación en espacios públicos.

Enlaces relacionados

• Petroleros, con medidas de fuerza

Comentá la nota