Piquete de obreros pesqueros y caos en el acceso a Las Grutas

Los empleados de la empresa ´Marítima San José´ realizaron ayer un piquete en la ´zona de la estanciera´ ubicada en el acceso a la localidad en demanda del pago de la totalidad de los haberes adeudados por la empresa, que incluyen la quincena y parte del aguinaldo, que debían haber abonado el 7 de enero.
La medida de fuerza, que prometieron no interrumpir hasta lograr el pago, comenzó a registrarse alrededor de las 11.30, cuando alrededor de 70 personas se congregaron en la ruta con carteles e improvisaron una quema de neumáticos para evitar que los automovilistas que pugnaban por ingresar a Las Grutas o acceder a San Antonio Oeste pudieran circular, generando un gran congestionamiento que tuvo picos de profunda tensión.

La situación más crítica se vivió cuando uno de los manifestantes de 19 años, identificado como Bruno Caipil, fue herido en una de sus piernas por un camionero que intentó sortear el piquete.

El joven, que fue trasladado para ser asistido al hospital ´Aníbal Serra´, sólo sufrió contusiones leves y a media tarde volvió a sumarse a la protesta, mientras que el conductor del camión estuvo demorado unas horas en la comisaría décima antes de recuperar su libertad.

"Decidimos realizar el piquete luego de una asamblea de trabajadores que realizamos el jueves por la noche, porque queremos que la empresa cumpla con lo que nos debe, ya que nosotros no tenemos la culpa si ellos no tienen barcos o tienen otros problemas, si contratan personal deben saber que hay que responder económicamente, y nosotros queremos la totalidad del dinero", manifestó Olga Reynoso, la delegada de planta.

La propuesta de la empresa

La oferta inicial de la pesquera era abonarles la quincena, y seguir dilatando un tiempo más el pago del aguinaldo, del que les abonaron $200 a cada uno de los trabajadores en razón de adelanto el 31 de diciembre.

"Nos depositaron $700 anoche (por el jueves), que es lo que cobramos como monto quincenal "garantizado", pero nadie retiró la plata porque queremos que nos paguen también el aguinaldo, y después nos propusieron pagar esa suma el viernes próximo, pero les dijimos que el martes como máximo tenemos que tener el dinero, porque de lo contrario seguiremos en la ruta", expresó Reynoso.

Durante las primeras horas del corte tanto el director de pesca marítima, Miguel Alcalde, como el secretario de la producción y medio ambiente municipal, Jorge Sánchez Pino, y el legislador por el circuito, Adrián Casadei, se acercaron a dialogar con los trabajadores.

"Expresaron su apoyo, porque fuimos muy claros en manifestarles nuestra demanda, queremos que la empresa nos pague", apuntó la delegada.

Al cierre de esta edición el piquete, que los obreros interrumpían cada 45 minutos para despejar el congestionamiento vehicular, seguía en marcha, aunque el titular del Sindicato de Trabajadores de Industrias de la Alimentación (STIA), Juan Ortiz, había sido notificado por la policía para que desaloje la ruta.

"Si quieren detener a alguno de nosotros o levantar la medida por la fuerza, nos opondremos todos", manifestaron los trabajadores.

Comentá la nota