Pinamar-Medio ambiente Interesante charla sobre tratamiento de residuos domiciliarios

La Escuela Corbeta Uruguay abrió sus puertas el sábado, para que un especialista en temas ambientales disertara sobre qué hacer con la basura domiciliaria y las alternativas que existen.
Pinamar (por Sergio Michnowicz).- Invitado por la Asociación Unidad y Participación Ciudadana, el Lic. José Domingo Pronato, director ejecutivo de ARPET (Asociación del Reciclado del PET en la Argentina) brindó una charla abierta al público en la Escuela Media Corbeta Uruguay sobre el tratamiento de los residuos domiciliarios.

“Es un trabajo que hacemos por todo el país como facilitadotes de todo este trabajo de extracción social que se hace para logar una conciencia ambiental que sería el primero paso necesario para encausar en el futuro algún programa de gestión integral de residuos urbanos” explicó el Licenciado en Geología, a EL MENSAJERO DE LA COSTA.

“Parece algo simple, porque lo que vengo a decir lo saben en Pinamar, que tiene la ventaja que si viene alguien de afuera a decir lo mismo que saben ustedes, a lo mejor lo escuchan un poco más….”

En cuanto a su labor “lo que hacemos es ayudar a las ONG`s locales a poner en marcha algún tipo de programa que logre finalmente encausar una movida de opinión a favor de una gestión integral de residuos.”

- Son muchas las experiencias que existen en distintos lugares, desde la separación de los residuos pasando por el tratamiento en compost de los orgánicos, reconversión de los plásticos, y como último recurso el enterramiento. ¿Su propuesta cual es?

- Lo que tratamos es de llevar el mensaje de que no hay dos ciudades de la República Argentina que no tengan la misma receta. No hay una fórmula para llegar a una solución en la gestión integral de los residuos. Nuestro mensaje es ese, para que no se aten a una receta prefabricada por alguien y que no contemple el folklore de cada comunidad, cada clima, cada composición social de una ciudad determinada. No es lo mismo la gestión de los residuos en Catamarca que es seco, alto, ventoso y un clima extremo, que en Pinamar que está en el centro de la pampa húmeda con influencia del mar, que a su vez es diferente a Trenque Lauquen o Lincoln, Arrecifes, San Nicolás…

“Cada ciudad tiene su propia forma de gestionar y tiene que respetar su propia cultura” sostuvo Pronato. “Es muy difícil imponer el programa de otra ciudad en Pinamar, como también es difícil aceptar recibir residuos domiciliarios de otros partidos. Todos creen tener la opinión revelada, y en ese proceso entra la opinión del pueblo que es la que finalmente influirá sobre el decisor político.”

“Nuestra tarea es impulsar la gestión de los residuos por parte del municipio que es el dueño de los residuos. Pero que tenga un alto contenido de opinión y cultura puesta en eso. Cultura en términos de trabajo que haga la comunidad para poder lograr el proyecto de gestión que más se adapte a la idiosincrasia de cada ciudad.”

- El gobierno provincial busca en la región un lugar equidistante entre los cinco municipios (La Costa, Pinamar, Villa Gesell, Madariaga y Lavalle) para hacer la disposición final. ¿Quiere decir que el tratamiento de la basura para su recuperación y separado es caro?

- En términos de la política de cada municipio, el concepto de reciclar es minimizar. Hay dos cosas que le van a sacar la basura de la vista: una es enterrarla y la otra es incinerarla. Siempre habrá una cantidad de residuos domiciliarios que se van a tener que enterrar o incinerar, y el reciclado es una parte nada más. Es una forma de poder, del 100 % de los residuos, reciclarlos o tratarlos o algún tipo de tratamiento para poder minimizarlo.

“El municipio no puede convertir una botella de vidrio en otro producto; lo que hará es no enterrar botellas de vidrio y venderlas al reciclador o la empresa que recicle el vidrio. El concepto de transformar el residuo en otro producto, el municipio no puede entrar porque no está facultado ni le interesa ponerse en eso. Sí puede minimizar esos residuos en el sentido de las 30/40 toneladas por día que produce Pinamar, se logren enterrar 20 pero en una forma sustentable, no a cielo abierto.”

- ¿El separar es un sistema barato?

- Lo que el municipio puede hacer es minimizar y separar los residuos que el público dispone en una bolsa fuera de su casa. En vez de tirar el 100 % al basural, el municipio podría disponer en un relleno sanitario de un 70 o 50 % o menos. Si pudiera, mediante un sistema de la separación en origen y recolección diferenciada, por lo menos un 50 % que son los residuos orgánicos, comportarlos. Y el restante, un 25/30 % podría separarlos, recuperando el vidrio, el plástico, el cartón dando cauce hacia la industria del reciclado. De hecho lo hacen 30 municipios en la Provincia de Bs.As.

“Pasa que en la agenda de los ejecutivos municipales, el tema ambiental es muy nuevo. Hace 40 años este tema no existía, la gente iba con carabina a cazar a los pescados que saltaban en la playa y no estaba mal visto. Hoy día te ven haciendo eso y te meten preso. Los temas importantes eran el agua potable, el hospital, hacen asfalto para obtener votos, o el alumbrado público… Y la basura, al basural. Esos eran los temas que ocupaban la agenda.”

“Hasta que empieza la cultura supermercadista y la desruralización de la gente en la Argentina y aparecen viviendo como en Pinamar con dos o tres supermercados donde uno compra tomates envueltos en un envase de polietileno expandido, envuelto en polietileno, o la carne en una bandeja con un packaging terrible…”

Pronato recordó que “hasta 1975 cruzar por la cancha de Huracán, para ir a Pompeya, era una cuestión de guapos porque había que ir bien calzado porque era un gran basural. A principios de los ’70 empezaron los incineradores, y en el ’78 se suspende esto con la creación del CEAMSE. Gracias a esto, se pudo minimizar esa contaminación que había en el aire en todo Bs.As. Después vinieron los compactadores para poder hacer mejor los enterramientos… Pero salvo Buenos Aires, ninguna otra ciudad del país (salvo Córdoba en los ’90) no existe un relleno sanitario.”

“Por eso para los intendentes el tema del basural recién ahora cobró importancia” sostuvo el geólogo. “La Argentina, hasta 1997, según estudios de la Universidad de Bs.As. el uno por mil de cirujas. Si en Pinamar había 10 mil habitantes, 10 personas se dedicaban al cirujeo, por ejemplo. Ahora resulta que en Capital Federal se dice que hay alrededor de 30 mil cirujas, una cifra que no está tan alejada de las estadísticas…”

“Esa actividad es necesaria porque sino la situación sería peor” opinó Protano. “De acuerdo al tamaño de la ciudad, está el tamaño del problema., Tal vez en Pinamar todavía no tengan el problema, pero sí tienen el inicio del problema: el basural, el vale-todo… Los problemas lo van a empezar a ver cuando noten la contaminación del agua, la generación de posibles epidemias por el raterio que avance sobre la ciudad. Mientras tanto sigue siendo para el Intendente más importante la provisión de agua potable o la atención del hospital.”

Que es el ARPET

Es una organización que depende de la Cámara Industrial del PET, que reúne a toda la cadena de valor del plástico con el que se hacen las gaseosas que es el Tereftalato de Polietileno. “Es el plástico más moderno que todos los demás, y el más reciclable” explicó Pronato.

- ¿Todos los plásticos se pueden reciclar?

- Sí. El tema es si ese reciclaje es económico o no. Toda la basura se puede reciclar, habrá que ver a qué costo y si es redituable. A nosotros nos interesa incluir ese concepto de reciclar pero lo que sea rentable y no entrar en un fundamentalismo de decir que todo es reciclable… Suena lindo eso de «no generar más basura» hasta los 14 años, pero después el mundo real es diferente.

- Por su experiencia, ¿en cuanto tiempo una ciudad de 10 mil habitantes, por ejemplo, estaría en condiciones de reciclar toda su basura?

- Primeor, si tiene esa cantidad de habitantes y produce 50 toneladas de basura diaria, lo que puede hacer muy rápido porque son todos ricos. Porque ni siquiera Nueva York produce 5 toneladas diarias. Teóricamente debería hacerse rápido.

“En Argentina rondamos 1 kilo por día en una ciudad media 2,5 kilos; en Pinamar tienen una ventaja en verano: de esos 200 mil que vienen, cocinan poco porque compran mucha pizza, el pollo hecho, residuos orgánicos deben dejar poco y sí mucho inorgánico fácil de reciclar. Es algo que tienen que considerar, pero no es algo que se soluciona con plata sino que es cultural.”

“Aquí deberían prever un programa cuando todas las fuerzas vivas estén todas de acuerdo en uno o dos años, y entrar en una etapa de proyecto concreto en un tercer año. Al 4º año encarar algo más serio, no que se lleven directamente la basura y punto” dijo finalmente el Lic. Pronato.

Comentá la nota