"Si pierdo, qué sentido tendría seguir adelante".

Luego de despedir anoche a la presidenta Cristina Fernández de Kirchner en el aeropuerto, el gobernador, José Alperovich, lucía optimista con miras a los comicios legislativos del 28 de junio.
"Si le preguntás a cada tucumano cómo le ha ido durante estos seis años, aseguro que dirá que le ha ido mejor. Quizá no les guste la forma, pero, en el fondo, en el contenido, le has ido mejor. Toda elección es un plebiscito. Y pregunto: si a mí no me votan el 28 y pierdo las elecciones, ¿qué sentido tendría que me quedara a gobernar?", reflexionó.

A partir de su razonamiento, LA GACETA le preguntó si eso significaba que si el kirchnerismo, pese a ganar en Tucumán, perdía en la mayoría de las provincias, la Presidenta tenía que dimitir. "No, no digo eso, pero en Tucumán, guste o no, es un plebiscito", insistió.

También se le consultó acerca de si promoverá otra reforma constitucional si triunfa el 28 de junio. Así respondió: "no. Lo único pendiente es el tema de la Justicia (por el Consejo Asesor de la Magistratura), sobre lo que hay que ver si hace falta una reforma o no. También hay que aclarar el tema de la reelección, si va o no (sic), porque hay una presentación judicial pendiente (en contra de tal posibilidad)".

Comentá la nota