La piedra del 31 afectó el 85% de las zonas cultivadas en Bowen

Productores le pedirán al intendente ayuda económica para afrontar las consecuencias del meteoro. Suspendieron las vendimias distritales.
Dos días después de la tormenta que incluyó granizo, lluvia y viento huracanado, los vecinos de Bowen aún no salen del asombro y esperan un rápido accionar oficial para salir del duro golpe que les dio el fenómeno meteorológico del último día del año 2008. Hoy a las 9 un grupo de productores se reunirá con el intendente para pedirle subsidios, empleo para quienes quedaron en la calle y facilidades para la compra de malla antigranizo.

La tormenta no solo arrancó árboles y ramas de importante tamaño, sino que voló techos, provocó anegamiento de vías de acceso, hubo cortes del suministro de agua y desconexión de cables, lo que dejó a gran parte del distrito sin corriente eléctrica y recién ayer en horas de la tarde comenzaba restablecerse ese servicio en algunas zonas.

Según se desprende de un informe preliminar de la Dirección de Desarrollo Social, el meteoro afectó sobre todo los techos de 215 casas en la zona urbana del distrito de Bowen y 85% de la zona cultivada, de la cual 90% es de pequeños productores que han visto afectada toda su producción. En total se calcula cerca de 2.500 personas perjudicadas.

En el barrio Puel Mapú, 10 de sus viviendas han soportado voladuras de techos y las familias han improvisado los mismos con carpas y rollos de nailon. También hay viviendas que a pesar de su estructura estable presentan filtraciones o grietas.

"Fue algo impresionante, sentíamos tanto ruido y cuando miramos no teníamos más techo, gritábamos desesperados, quedamos sin nada de muebles porque se mojó todo; luego fuimos a buscar las chapas a más de 100 metros, que en su paso rompieron tanques de agua", expreso a Diario UNO Norma González, vecina del barrio Puel Mapú.

"Jamás en la vida vi algo así, levantó el techo en limpio, los vecinos nos han ayudado muchísimo, pero perdimos todos los muebles", dijo asombrada Viviana de Nieto, del mismo barrio.

En el barrio El Tanque, ubicado en calle “F” entre 22 y 25 de La Escandinava, varias familias perdieron todas su pertenencias y tienen deterioradas o derrumbadas sus viviendas, que en su mayoría son precarias, por estar construidas con materiales como adobe, tabla, nailon, tierra y caña; es por eso que hubo desprendimientos y filtraciones. Algunas están en situación de derrumbe.

Iris Lima recorrió las escuelas

La directora general de Escuelas, Iris Lima, recorrió las escuelas que se vieron afectadas por la tormenta del pasado 31 de diciembre. En un contacto telefónico la funcionaria provincial expresó que apenas tomó conocimiento decidió ver la situación en la que se encuentran los establecimientos educativos que se vieron dañados. "Tenemos reportadas 9 escuelas con daños muy distintos, hasta ahora las escuelas más perjudicadas son la Bernardo de Irigoyen y la Pascual Segura, que tienen voladura de chapas; otras sólo presentan vidrios rotos, lo que se puede solucionar fácilmente", explicó.

Ya estiman daños para el 2010

El ministro de Producción, Guillermo Migliozzi, expresó que el área cultivada en el Sur de la provincia, principalmente General Alvear, que fue afectada por la tormenta del 31 abarca una 5.000 hectáreas.

Migliozzi, que recorrió la zona, indicó que los daños "podrían alcanzar el 100 por ciento", y que afectarán también la producción del 2010.

El ministro formuló declaraciones a radio Nihuil y dijo que el Gobierno provincial aportará agroquímicos para curar cultivos y que pondrá a disposición maquinarias para erradicar los frutales que haya que remover.

Migliozzi señaló que los productores alvearenses contarán con los beneficios tradicionales para casos de emergencia, como seguro agrícola y los planes de sostenimiento del empleo, tanto para los contratistas y empleados como para los patrones de fincas.

Por su parte, la Dirección de Contingencias Climáticas informó que el miércoles 31 se detectaron 152 células de tormenta en la provincia, 60 de las cuales correspondieron a la zona Sur.

En cuanto al jueves 1 de enero, hubo 47 células de tormenta, 17 en la zona Norte, 4 en el Centro y 21 en el Sur. En todos los oasis se registró precipitación de lluvia de moderada a débil. No hubo vuelos de siembra antigranicera y los generadores en superficie del Valle de Uco se encendieron cerca de cuatro horas.

Sin vendimias distritales

El director de Cultura, Daniel Karake, informó que se tomó la decisión de suspender las coronaciones distritales tras la problemática que se vive en Alvear.

"La decisión fue no realizar los festejos de Vendimia en los distritos y de esta manera sólo haremos la coronación central en la avenida principal", explicó.

También señaló que se llevará la reina local a la provincia porque "cultural y turísticamente tenemos que hacerlo, pero no los festejos distritales, porque no está el ánimo y hay que generar partidas para que se puedan cubrir otros gastos en la asistencia", insistió.

Comentá la nota