El G-7 pidió al Banco Mundial y al BID que "perdonen" deuda a Haití

En un encuentro en Canadá, delegados de las siete potencias económicas consideraron que los compromisos financieros del devastado país con los organismos de crédito deben ser "cancelados"
Los países integrantes del G-7 dijeron ayer al final de su reunión, en la localidad canadiense de Iqaluit, que la deuda que Haití tiene con instituciones como el Banco Mundial (BM) y el Banco Interamericano del Desarrollo (BID) "debería ser cancelada" para facilitar la reconstrucción del país.

El ministro de Finanzas de Canadá, Jim Flaherty, señaló al cierre de la reunión de responsables económicos del grupo, que están "comprometidos al perdón de la deuda, de hecho, toda la deuda bilateral con Haití ha sido perdonada por los países del G-7".

"La deuda con instituciones multilaterales debería ser perdonada y vamos a trabajar con estas instituciones y otros socios para que esto suceda lo antes posible", añadió Flaherty.

Durante la rueda de prensa con la que concluyó la reunión de dos días en Iqaluit, y rodeado por sus homólogos de Estados Unidos, Alemania, Francia, Gran Bretaña, Italia y Japón, Flaherty dijo que los siete países más desarrollados del mundo también discutieron la reconstrucción de Haití tras el terremoto del 12 de enero.

"Discutimos la ayuda que Haití va a necesitar para la reconstrucción a largo plazo a medida que emerge de la actual situación de emergencia a consecuencia del terremoto", explicó.

Comentá la nota