Piden refuerzos para Afganistán

Piden refuerzos para Afganistán
El jefe del Estado Mayor Conjunto de Estados Unidos, Michael Mullen, apoyó este martes el envío de más militares a Afganistán, afirmando que probablemente fueran necesarios para cumplir la misión que les fue confiada.
La lucha requerirá probablemente más fuerzas y, sin duda, más tiempo y compromiso para la protección del pueblo afgano y el desarrollo del buen gobierno", dijo el almirante Michael Mullen a una comisión legislativa. "Podemos cumplir la misión que nos fue confiada. Pero vamos a necesitar los recursos correspondientes", afirmó.

El jefe militar subrayó que, de todas formas, aún no se tomó una decisión formal sobre el envío de refuerzos a Afganistán. Según la Casa Blanca, el presidente Barack Obama no decidirá antes de varias semanas el envío o no de refuerzos.

Entretanto, el apoyo de los estadounidenses a la guerra en Afganistán volvió a bajar, marcando una nueva cota inferior, según una encuesta de la cadena CNN publicada este miércoles. El 58 por ciento de los estadounidenses se opone a la guerra en Afganistán, contra 39 por ciento que está a favor, según la encuesta. En cambio, hace dos años 48 por ciento de los estadounidenses estaba en contra de la guerra y 50 por ciento a favor. Estados Unidos invadió Afganistán a fines de 2001, tras los ataques del 11 de septiembre, y desde entonces mantiene tropas allí.

Mientras tanto, en Afganistán, autoridades anunciaron que las papeletas sospechosas de un 10 por ciento de los colegios electorales serán contadas de nuevo debido a las sospechas de fraude en los comicios presidenciales del 20 de agosto, retardando sin duda varias semanas el anuncio de los resultados definitivos, en un contexto político muy tenso.

Lo que está en juego es saber si el presidente saliente, Hamid Karzai, gran favorito e instalado en el poder desde 2001 por la comunidad internacional, será elegido en la primera vuelta, como lo dejan presagiar los resultados en el 95 por ciento de las oficinas de votación, o si se verá obligado a esperar una segunda vuelta.

Comentá la nota