Piden informes por venta de tierras en Bariloche

Estaban destinadas al plan de 645 Viviendas. Advertencia de concejales y organizaciones.

SAN CARLOS DE BARILOCHE (AB).- Concejales y organizaciones vinculadas a la problemática habitacional manifestaron su preocupación por la venta de las tierras destinadas al plan 645 Viviendas a tres organizaciones sindicales y cooperativas que tendrán a su cargo la construcción de la populosa urbanización.

La constructora Roque Mocciola entregó 269 lotes a la Cooperativa de obras y servicios Río Negro y transfirió los restantes 376 terrenos a las delegaciones rionegrinas de UPCN y la CGT, en operaciones de las que no se conocen mayores detalles.

Además la cooperativa, oriunda de Roca, firmó un convenio con el Instituto Municipal de Tierras y Viviendas que convalida la cesión y la autoriza a construir las viviendas.

El acuerdo mereció un pedido de informes del concejal socialista Francisco De Césare.

Ante el temor de algunas organizaciones sociales por el cambio de manos de las tierras, piden que no haya condicionamientos en la futura adjudicación de las unidades habitacionales que será arbitrada por los gremios. Es que el barrio social más grande de la ciudad estaba destinado a distribuirse bajo el régimen de demanda libre.

Sin respuestas

De Césare confirmó a este diario que todavía no recibió respuesta a su pedido de informes y se mostró preocupado por la operación comercial que "los barilochenses lo miramos de afuera".

El concejal recordó la premura con que el Deliberante aprobó la ordenanza 1836-CM-08, que fijó los parámetros urbanísticos del loteo, y la declaración de interés social del futuro barrio y cuestionó la actitud de Mocciola que "se fue con la ordenanza de los parámetros bajo el brazo a vender los terrenos".

En igual sentido destacó además que "el estudio urbanístico para determinar cuántos lotes y cuántas viviendas se podían construir en el lugar lo hizo el municipio".

La venta de 376 lotes a UPCN y la CGT fue comunicada al presidente del Imtvhs, Oscar Zamora, por su par del IPPV, Vicente Pili.

El funcionario municipal anticipó a ANB su intención de solicitar a los gremios que destinen una parte de las viviendas al registro de Demanda Individual del organismo, tal como se acordó con la cooperativa valletana.

Las tierras, ubicadas junto a los barrios 2 de Abril y Unión, fueron adquiridas por Mocciola al inversor inmobiliario Alejandro Milhas y el otorgamiento de los parámetros urbanísticos fue gestionado a la par del proyecto Dos Valles.

Su posterior venta o cesión a dos entidades gremiales y una cooperativa se realizó sin intervención alguna del municipio y el Instituto de la Vivienda local que en varias oportunidades anunciaron la inminente licitación de obras.

Comentá la nota