Piden al gobernador el veto total de la ley que modifica la orgánica de los municipios

En la reunión autoconvocada estuvieron presentes los concejales José Amador Hidalgo, Mauricio Gómez Bull y Pablo Grasso, del Bloque Justicialista del Honorable Concejo Deliberante de Río Gallegos.
Asimismo, participaron ediles justicialistas, radicales y de distintas expresiones políticas, representando a las localidades de Río Gallegos, Las Heras, Perito Moreno, 28 de noviembre, El Calafate, Río Turbio, Pico Truncado, Caleta Olivia, Puerto Santa Cruz y Puerto San Julián.

El proyecto de ley, aprobado en la Legislatura provincial el pasado jueves, modifica la Ley provincial 55, en su artículo 34, que explicita que en la ausencia del intendente de su puesto de trabajo -así fuera un solo día-, debe dejar a cargo al presidente del Honorable Concejo Deliberante. Ahora, de ser promulgada la ley por el Ejecutivo provincial, el presidente del Concejo Deliberante sólo asumiría en caso de ausentarse el intendente por más de cinco días. De esta forma, en ausencia del jefe comunal hasta cinco días y dentro del territorio provincial, será reemplazado por otro funcionario municipal.

Independencia de poderes

Los concejales fundamentaron su posición en que “va en desmedro del fortalecimiento de las instituciones, tales como la constitucionalidad, la institucionalidad, la representatividad y la independencia de poderes”.

En el acta firmada se deja constancia que “se afecta la constitucionalidad, porque la norma modificada lesiona el artículo 88 de nuestra Constitución Nacional (el Congreso de la Nación determinará qué funcionario público ocupará el cargo de presidente y vicepresidente en caso de su ausencia) y artículo 115 de la Constitución Provincial (reemplazo del vicegobernador en caso de ausencia del titular)”.

Agregan que “se afecta la institucionalidad, toda vez que se descalifica el rol del concejal como representante directo del pueblo, elegido a través del voto popular, al no permitirle participar y opinar en todo lo que le incumbe y es de su responsabilidad, entendiendo como institución a todo organismo que desempeña una función de interés público”

José Alonso, concejal por el Frente para la Victoria de Pico Truncado, explicó que la reunión “es una autoconvocatoria de concejales de toda la provincia que consideramos que mas allá de la cuestión partidaria, está la cuestión institucional. Queremos manifestar nuestro desagrado con la aprobación de una ley que reforma el artículo 34 de la Ley 55, la Orgánica de Municipios. Hasta que la ley votada (el jueves pasado) se vete o se promulgue, la que está en vigencia es aquella con la cual asumimos. Consideramos que la gente votó con la ley actual, en donde los concejales somos representantes del pueblo y la primera línea de gobierno y, por lo tanto, debemos ser los primeros en defender a nuestros representados y a nuestra institución. Hicimos consultas y enviamos notas al presidente del Bloque de Diputados Justicialistas, Daniel Pandolfi, y cada uno de nosotros, antes de la sesión, habló con los respectivos diputados por pueblo, para que la Legislatura enviara nuevamente a comisión este despacho, para tener tiempo para discutirlo. A pesar de ello, se votó y se aprobó la ley. Le estamos solicitando al gobernador el veto total de la misma”.

Por su parte, Norma Riquelme, del FPV de Las Heras, manifestó su oposición, subrayando además que en la mayoría de los municipios existe una actitud de colaboración y diálogo entre los poderes comunales legislativo y jecutivo. Por otra parte, indicó Riquelme que, con la reforma aprobada, asumirían el Ejecutivo municipal funcionarios designados en lugar de representantes elegidos por el voto popular.

Comentá la nota