Piden eliminar retenciones a la yerba mate, el té y el tabaco.

En la misma misiva insisten en el pedido de declarar la emergencia agropecuaria en las zonas afectadas por las sequías.

Posadas. Las entidades agropecuarias que nuclean a los ruralistas del país, solicitaron a la Presidente Cristina Fernández, que ponga fin a las retenciones para productos de las economías regionales de provincias alejadas a los grandes centros urbanos, particularmente las del Norte argentino.

Desde mediados del 2008, que las entidades de productores rurales insisten en la necesidad de este beneficio a productos como la yerba mate, el té, el tabaco y los cítricos, entre otros.

La Comisión de Enlace de las principales entidades agrarias del país pidieron, durante la última semana y a través de una carta enviada al gobierno, que se apliquen con urgencia resoluciones para aliviar el desastre y la emergencia agropecuaria en el país.

Entre las medidas que proponen los productores está la solicitud de la “eliminación total de los derechos de exportación de los productos de economías regionales”.

Esta medida, con la que las entidades insisten desde mediados del año pasado, significaría la liberación de pagar retenciones a productos como la yerba mate, té, tabaco, cítricos y el azúcar, entre otros. Es decir, aquellos que se produzcan en provincias alejadas a los grandes centros urbanos y de distribución que tiene el país.

Fundamentando la necesidad y urgencia de la medida, Néstor Roulet, vicepresidente de Confederaciones Rurales Argentinas (CRA), sostuvo que “en las economías regionales hay mayores complicaciones para mantener cultivos como el tabaco, la caña de azúcar, y en el caso de Misiones la yerba mate”.

Precisó que “vemos que hay una enorme suba de costos y problemas de comercialización que no se están percibiendo en la realidad que ve el gobierno”.

En Misiones, los embates del clima llevaron a la caída de los rindes de la producción, tanto de la yerba mate como la del té; pero a eso debe sumarse el constante aumento en los insumos, todos dolarizados, los cuales duplicaron y hasta triplicaron sus valores en el último año. Estos hechos, de pérdida de capacidad económica y de aumento de costos, llevaron a los sectores productivos a sufrir serias caídas.

“Es terrible el estado de abandono de las chacras, y es porque no rinden, el colono se deprime y las abandona”, de esta manera, Hugo Sand, secretario de la Asociación de Productores Agrarios de Misiones (Apam), graficaba durante una entrevista con este medio hace algunas semanas el estado del sector productivo de Misiones hoy.

La quita de estas cargas impositivas al sector dedicado al procesamiento de los productos que da la tierra colorada podría y debería repercutir, en forma de cascada, sobre toda la cadena de producción.

Solicitudes de cambio

Entre los pedidos que emitieron los ruralistas figuran una serie de medidas que apuntan a modificaciones del cuadro impositivo. No obstante, desde el sector sostienen que es necesario rehacer todo el sistema de impuestos del sector agropecuario, para adaptarlo a las realidades actuales de cada región.

“Vemos la necesidad de cambiar todo el sistema impositivo que se está aplicando. Hasta ahora se está privilegiando la concentración de la riqueza y esto lo terminan pagando los productores y el consumidor. Pedimos por todas las economías regionales, porque todos los productores están complicados, desde el yerbatero hasta el que cultiva uvas en Mendoza”, sostiene Roulet.

Entre los principales puntos, los ruralistas solicitaron en la carta a la Presidente la declaración de emergencia y/o desastre agropecuario a nivel nacional de todas las regiones afectadas por factores climáticos adversos con el correspondiente decreto de exención impositiva.

Además se insiste en la necesidad de la reprogramación de créditos vencidos y a vencer durante el período que dure la emergencia.

En lo que respecta, puntualmente, a la ganadería piden liberación total de exportaciones para las vacas. Así como la liberación de las exportaciones de los cortes correspondientes a los cuartos traseros de novillos pesados.

También asistir con subsidios de 200 pesos por cada vaca hasta los primeros 500 animales.

En agricultura se insiste en el pedido de asistir con subsidios a pequeños productores con 500 pesos por cada hectárea.

Para cultivos regionales, como ya se mencionó, piden la eliminación total de todo derecho de exportación. Y asimismo la creación de un ámbito específico para tratar las particularidades y problemáticas de cada producción.

Además, la Comisión de Enlace solicitó, en su petitorio, una urgente reunión con funcionarios de la más alta jerarquía del Gobierno Nacional. Contemplando así un diálogo con el Jefe de Gabinete y la propia Presidente.

Por su parte, la Secretaría de Agricultura, Ganadería, Pesca y Alimentación de la Nación comunicó el llamado a reunión para la Comisión Nacional de Emergencia Agropecuaria, que se realizará mañana.

Se analizarán los casos informados por las provincias de Entre Ríos, Chaco, Santiago del Estero, Chubut y San Juan.

Con estas medidas, los productores agrarios suponen que se podrá sobrellevar, con un poco más de holgura, la situación de crisis económica que vive el mundo y, sumado a esta, la crisis climática que afecta al sector.

Comentá la nota