Piden control sanitario de los docentes en las escuelas

Piden control sanitario de los docentes en las escuelas
Afirman que es la única manera de formar una barrera protectora para la salud, y que abarque inclusive a todos los empleados de cada establecimiento. Se fundamenta en que las personas adultas son más propensas a contraer enfermedades que luego se contagian a los niños.
“Examen de salud y control de vacunaciones tal como se le exige a los chicos es lo que se debería exigir a los docentes y personal en general que trabaja en los establecimientos educativos” para lograr un control o prevención sanitaria efectiva.

Desde su punto de vista, el doctor Carlos Carabajal, médico pediatra, consideró elemental que todas las personas que están dentro de una escuela tengan un control de su salud porque es “la única manera” de formar una barrera protectora sanitaria.

El reconocido profesional cuestionó el hecho de que las autoridades “sólo exijan a los chicos” y más aún considerando que las personas grandes son las más propensas a sufrir diversas patologías, “lo que implica mayor riesgo de contagio para los niños”. El doctor Carabajal consideró importante el hecho de que haya igualdad de condiciones entre ambos sectores para que el esfuerzo que realizan los padres, llevando a sus hijos al pediatra y siguiendo al pie de la letra lo que piden los maestros se vea materializado con buenos resultados.

Desde su punto de vista, no sería para nada complejo el hecho de modificar el sistema, considerando que se trata de la salud de menores que son los más propensos a contraer diversas enfermedades por problema de defensa.

Libreta común

Asimismo, el especialista sugirió que se unifiquen las condiciones de salud impuestas por los diversos colegios, a fin de que el alumno pueda tener una libreta común que sea de utilidad en todas las instituciones, con lo cual se evitaría obligar a los niños a situaciones traumáticas.

El doctor Carabajal sostuvo que de acuerdo al colegio al que concurre el niño, los pedidos de control varían hasta lo insólito y el “sin sentido”.

“Veo que muchos piden estudios sofisticados como norma, algo que no se debe hacer ya que eso los lleva a deambulan por la parte privada, de una clínica a otra”.

Por otra parte, el pediatra dejó en duda el rol y conocimiento del docente en cuanto a la salud de los alumnos, ya que “muchos desconocen cuáles son las vacunas que deben tener los chicos. Simplemente piden la ficha como para cumplimentar la documentación y tenerla archivada”, puntualizó.

Consultado acerca de cuáles son los controles que se deben solicitar al niño en cada inicio de ciclo, el doctor Carabajal afirmó que el examen clínico es más que suficiente.

“Esto sirve para valorar el estado de salud de un niño que va concurrir al colegio, donde hay chicos grandes con quienes se comparte espacio”.

Explicó, además, que el examen de salud al ingreso escolar contempla un control del estado general y si el niño se encuentra en

condiciones clínicas aceptables no hace falta profundizar en cuestiones más complejas.

De todos modos, el doctor aclaró que es el pediatra el encargado de determinar si es necesario o no avanzar sobre otros campos y estudiarlo para que ese chico pueda recuperarse antes de emitir la certificación de buena salud para inscribirlo en el colegio.

En cuanto al calendario de vacunación, el profesional explicó que en el caso de menores de 6 años se debe aplicar lo indicado por el pediatra desde el momento del nacimiento y luego se aplican los refuerzos.

El doctor Carabajal dedicó un párrafo aparte a las vacunas antigripales que se deben incorporar a mitad de cada año como una manera preventiva, tanto en grandes y en chicos.

Comentá la nota