Piden más compromiso de privados en Yabotí

Posadas. Desde el ministerio de Ecología, Recursos Naturales Renovables y Turismo de la Provincia piden que los propietarios de lotes privados que se encuentran dentro de la biosfera Yabotí se comprometan en el cumplimiento de la reglamentación vigente para la extracción de madera en el área.

Afirman que dentro de la reserva está permitido el aprovechamiento de la madera bajo condiciones específicas; también reconocen que existe apeo ilegal.

“Hace falta más apoyo de distintos sectores de la sociedad, los propietarios privados de la reserva tienen que controlar también, deben denunciar ante la justicia cuando les roban madera. Deben garantizar que el obraje se realice dentro del marco legal, con eso ya sería suficiente para avanzar en el cuidado de la región”, afirmó Diego Ciarmiello, coordinador del Área de Manejo Integral de la reserva de Biosfera Yabotí.

Desde la cartera ecológica reconocen que el control les corresponde a ellos, pero que es necesaria la participación de todos los sectores que comprenden la Biosfera para que sean efectivos.

“Yabotí es diferente que un parque provincial, es más complejo, hay más actores y responsabilidades compartidas. En la frontera la responsable es Gendarmería; en las propiedades los privados y en el núcleo, donde se ubica el parque provincial, el Ministerio. Todos somos responsables del control, debe ser integral”, indicó Ciarmiello.

Los 30 funcionarios afectados a la reserva, entre guardaparques y técnicos especializados, son los encargados de los controles sobre la extracción de la madera, trabajo que lo realizan en forma conjunta con Gendarmería, que les presta apoyo como seguridad y se encarga de los controles sobre el cumplimiento de otras leyes como la ley de armas o el cuidado de la frontera.

Dentro de la reserva, explicaron los funcionarios del ministerio, hay sectores en los que está permitido el apeo bajo ciertas condiciones. Se puede realizar un aprovechamiento forestal sustentable sobre árboles de determinados diámetros y especie. Además existe un “techo de corte” de 0,38 metros cúbicos por hectárea al año.

“El apeo puede ser legal o ilegal. El aprovechamiento forestal regulado y bajo estas modalidades que regula el Ministerio está permitido. En cuanto al apeo ilegal estamos trabajando para frenarlo”, afirmó Ciarmiello.

La certificación

Tal como lo informó El Territorio en su edición del último domingo, los bosques sustentables, no representan otra cosa que una explotación cuidada y a largo plazo, que además de generar ganancias contempla, también, beneficios ambientales y sociales. Esto forma parte de las exigencias, para poder acceder a la certificación con sello del FSC (Forest Stewardship Council o Consejo de Administración Forestal).

La FSC, como organización independiente y no gubernamental, tiene por objetivo promover una gestión forestal ambientalmente responsable, socialmente beneficiosa y económicamente viable en los bosques de todo el mundo. En la búsqueda de esta certificación, se encuentran la empresa privada Nativa Sociedad Anónima y la empresa Tierra Roja de Montecarlo, debido a las exigencias de los mayores compradores de maderas exóticas del mundo que exigen el estándar FSC.

Una de las exigencias de las certificadoras es que se debe producir a escala paisaje, bosques protectores y zonas de nacientes

Comentá la nota