Piden a los candidatos que no ensucien la ciudad

La Dirección de Higiene Urbana reclamó al radical Cano y al republicano Bussi que retiren carteles y que pinten columnas del alumbrado. "Se puede hacer política sin arruinar la ciudad", se quejó Amaya. Los dos involucrados exigieron que también se castigue a los alperovichistas.
Primero fueron las paredes de los espacios públicos y, ahora, las columnas del alumbrado. La Municipalidad de la capital parece empeñada en terminar con las viejas mañas proselitistas de los dirigentes políticos tucumanos.

Aún no se había iniciado la campaña electoral cuando el municipio contrató a un grupo de jóvenes amantes de los grafitis para que tapen las pintadas que se habían efectuado debajo del puente ferroviario de calle 24 de Setiembre al 1.200 y que promocionaban a la primera candidata oficialista al Senado,?Beatriz Rojkés de Alperovich. Poco más de un mes después de aquella decisión, esta vez las ocasionales víctimas de la legalidad fueron los postulantes opositores a la Cámara Alta José Cano (Acuerdo Cívico y Social) y Ricardo Bussi (Fuerza Republicana).

En rigor, el director de Higiene Urbana, Marcelo Alonso, remitió sendas cartas documento a los referentes políticos mencionados para que, en un plazo de 48 horas contadas a partir de la recepción de la advertencia, "procedan a retirar la totalidad de los afiches que promocionan a su persona colocados en las columnas del alumbrado público pertenecientes al municipio". En el mismo texto, el funcionario detalló incluso a cuáles sitios de la ciudad que habían sido afectados se refiere: avenida Roca y calle Catamarca, en el caso de Cano, y avenidas Roca y Sarmiento, para el caso de Bussi.

Asimismo, Alonso intimó a los legisladores a que, una vez retirados los afiches, pinten nuevamente las columnas de alumbrado público dañadas. "La intimación se realiza bajo apercebimiento en caso de silencio, negativa y/o respuestas ambiguas de su parte, de iniciar las acciones administrativas y/o legales que correspondan, en resguardo de los intereses del municipio", les advirtió el funcionario.

"No estoy en contra de que cada político se publicite, pero se deben pegar afiches en lugares permitidos. El problema es que hay políticos que no entienden la preservación de los espacios urbanos y pegan sus afiches en las columnas del alumbrado público. Esta práctica, que está prohibida por ordenanza, después se traduce en altísimos costos para el municipio".

Prueba de la estricta postura asumida por el municipio para el resguardo de los bienes de la ciudadanía es que hasta el propio intendente capitalino, Domingo Amaya, se sumó a las advertencias oficiales. El jefe municipal defendió la potestad de su administración para enviar las cartas documento. Incluso, señaló que tanto Bussi como Cano hicieron caso omiso al pedido. Por ese motivo, empleados de la Municipalidad debieron proceder ayer a concretar un operativo de limpieza en la zona de la esquina Norte. Además, explicó que se labraron actas de infracción. "No soy reaccionario. Se puede hacer política, pero en lugares permitidos, sin arruinar la ciudad", se quejó el intendente.

Admiten faltas

Consultados por LA?GACETA, tanto Cano como Bussi reconocieron haber incurrido en una falta, pero reclamaron a la Municipalidad que brinde el mismo trato a los candidatos del oficialista Frente para la Victoria.

"Es verdad, algunos de nuestros dirigentes pusieron ‘columneros’ un día antes de la visita de Elisa Carrió y de Gerardo Morales (N. de la R.: el viernes 15), porque casi no teníamos afiches en las calles. Pero no hay problema, haremos que se los saque. Lo que pasa es que hay mucha ansiedad entre nuestros dirigentes", se escudó Cano. No obstante, el legislador radical exigió a las autoridades que actúen de manera idéntica frente a los incumplimientos alperovichistas. "Si está mal los sacaremos. Pero lo que sí espero es que las normas sean parejas para todos, porque veo pasacalles a favor de la lista oficialista por todos lados. Que también le manden una carta documento a la esposa del gobernador y a algunos seudo-opositores que también hicieron pintadas", reclamó el candidato a senador.

Mucho más ofuscado que Cano, el aspirante a la Cámara Alta por Fuerza Republicana desafió al intendente Amaya. Comentó que apenas recibió la carta documento llamó por teléfono al director de Higiene Urbana. "Le pregunté si también habían intimado a la presidenta del PJ y me contestó que ella no pegó afiches. Le repliqué que, en todo caso, había pintado muchas paredes. Y me dijo que, en efecto, así era, pero que en este caso nos emplazaban por el tema de los carteles en los postes del alumbrado público. Así que le dije que, una vez que la señora del gobernador pague su multa, me avisaran para que yo fuera a pagar la de FR", respondió Bussi.

Comentá la nota